DERECHOS ANIMALES

Zaragoza, escenario de un desnudo colectivo contra la industria peletera

Activistas de las organizaciones Gladiadores por la Paz, #tuabrigosuvida y Free Fox, protagonizan una protesta contra la industria peletera, esta tarde en la plaza del Callao, en Madrid. EFE/Ballesteros Activistas de las organizaciones Gladiadores por la Paz, #tuabrigosuvida y Free Fox EFE/Ballesteros

Zaragoza (EFE).- Una decena de activistas en defensa de los derechos de los animales ha elegido una zona comercial de Zaragoza y se ha desnudado para alzar la voz contra la crueldad de la industria peletera, ante un trasiego continuo de ciudadanos que entraban y salían de las tiendas.

¿Cuántas vidas para un abrigo? ha sido la pregunta lanzada a la sociedad por la organización AnimaNaturalis, que después de hacer esta iniciativa en Barcelona ha llegado a Zaragoza con el objetivo de repetirla dentro de dos semanas en Valencia y en Madrid en enero.

Han elegido diciembre para concienciar a la sociedad en un mes donde las compras se multiplican, aunque eso haya supuesto para ellos un mayor esfuerzo. Porque aunque no hacía excesivo frío este domingo en la capital aragonesa, el termómetro no ha subido de los 15 grados.

Pese a ello, once activistas se han desnudado en la glorieta Sasera y se han amontonado sobre un suelo frío, mientras eran rociados por sangre artificial reconstruyendo la imagen que a diario se da en muchas granjas peleteras del mundo en un momento, además, en que no es necesario, según indican desde la organización.

“Nada justifica el uso de pieles de animales. Hoy en día podemos abrigarnos con otro tipo de materiales y seguir luciendo elegantes y a la moda”, sostienen en uno de los panfletos que han repartido entre los viandantes.

Desde la organización consideran que este tipo de acciones sí que son efectivas porque generan empatía en la ciudadanía, y ése es su objetivo, crear conciencia para que después este debate salte a las esferas de poder. “Hacerlo así es mucho más efectivo”, han sentenciado.

Guillermo Latorre, de la coordinadora de AnimaNaturalis, ha explicado a EFE que en países de la Unión Europea, como Italia, Alemania y Holanda, se han prohibido las granjas peleteras, incluso la comercialización de pieles en algunas ciudades como Los Ángeles.

Sin embargo, en España este debate, que no sólo afecta a las prendas de piel, sino también al cuero, todavía no se ha abierto.
El 95 % de la ropa de cuero procede de La India y Pakistán, donde no existen los derechos de los animales y se producen “flagrantes” casos de maltrato.

“Los animales son enjaulados en jaulas de su propio tamaño durante toda su vida y se automutilan por el estrés al que son sometidos”, ha argumentado Eduardo Dosantos, de la asociación, quien ha resaltado el caso de los conejos de angora, a los que se les arranca el pelo en vivo cada tres meses.

Mientras los activistas temblaban de frío en el suelo, una portavoz de la asociación ha leído un manifiesto en el que han pedido que el sufrimiento al que son sometidos los animales en el mundo acabe pronto. “Por ellos, por los 60 millones de animales que son asesinados cada año por su piel estamos hoy aquí”, ha subrayado.

Así, han logrado llamar la atención de dos jóvenes, de 21 años, quienes se han encontrado con “esta obra de arte”, como se han referido a esta iniciativa.

Sara Cativiela ha apuntado a EFE que habrá quien critique este tipo de acciones, pero que en ellos ha resultado efectiva. “Hay gente que compra prendas sólo porque les gusta sin pararse a pensar de dónde han salido. Es muy triste que se gasten tanto dinero en algo así”, ha lamentado.

Junto a ella Mariola, con su hijo Nicolás de ocho años, contemplaban la escena. “Mi madre me enseña que hay que tratar bien a los animales”, ha afirmado el pequeño, mientras su madre reflexionaba sobre la importancia de educar a los niños para cambiar el futuro. EFE
1011198
msm/mrl




Secciones:        
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com