Wert asegura que no le gusta el Toro de la Vega pero "no tiene competencias"

DERECHOS ANIMALES

Wert asegura que no le gusta el Toro de la Vega pero “no tiene competencias”

Wert asegura que no le gusta el Toro de la Vega pero Archivo

El ministro de Educación, Cultura y Deporte, José Ignacio Wert, ha reconocido hoy en el Senado que a él personalmente no le gusta el Toro de la Vega, pero que su departamento no tiene competencias sobre este festejo, y sí la comunidad de Castilla y León.

Wert ha respondido así al senador de Entesa, Jordi Guillot, quien en el pleno de control al Gobierno le ha pedido que haga algo para prohibir una “barbaridad” que “degrada a todos”, tras considerar que el Ejecutivo “tiene instrumentos legales” para ello.

 Durante el debate, el ministro ha recordado que el presidente del Patronato del festejo es de IU y el alcalde de Tordesillas del PSOE y ha explicado que respecto al festejo en general las competencias son de la comunidad autónoma.

Para el titular de Educación y Cultura, el mismo principio que ha permitido que la comunidad autónoma de Cataluña legislara en materia de tauromaquia “es el que permite que este tipo de tradiciones populares esté regulado por la de Castilla y león”.

En este caso y al tratarse de una tradición de carácter municipal, “lógicamente es el ayuntamiento el que toma las decisiones”, pero ha añadido que no quería eludir el carácter de la pregunta y ha dicho: “A mí personalmente no me gusta ese festejo y creo que esta opinión la comparte mucha gente”.

Pero según Wert, la competencia no la tiene ni cree que deba tenerla él, salvo en el ámbito en el que se produzcan algunas cuestiones que tengan que ver con la legislación general y las leyes básicas que el Estado puede aplicar.

Sin embargo, el senador de Entesa ha considerado que Wert sí tiene competencias, y que puede hacer una ley de protección animal y tiene instrumentos legales y lo que no puede es decir que el Gobierno no puede hacer nada y que torturar a un animal “nunca es cultura”.

Ante este requerimiento, el ministro ha asegurado finalmente que cada uno en su ámbito competencial puede hacer algo, y que el reglamento taurino estatal y el de la mayor parte de las autonomías establece algunas normas que se dirigen a limitar e impedir el maltrato animal.

Wert ha concluido afirmando que creía que el diálogo de todas las partes interesadas, con quienes promueven el festejo y la forma de hacerlo y con quienes tienen las responsabilidades atribuidas puede efectivamente que estos festejos “se ajusten más a una sensibilidad contra el maltrato y resulten más aceptables” para todas las sensibilidades. EFE

pg/jdm/jcp

 




Secciones:            
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com