VOLCÁN KILAUEA

La lava del Kilauea eleva una nube tóxica al llegar al océano

La lava del Kilauea eleva una nube tóxica al llegar al océano Nubes de vapor de la lava del Kialuea en el Pacífico. EFE/USGS

Una nube blanca de vapor tóxico sigue elevándose sobre el cielo de Hawái cuando los ríos de lava del volcán Kilauea llegan al océano Pacífico, lo que supone un nuevo peligro para la población tras la erupción de hace dos semanas.

La Defensa Civil del condado de Hawái, que gobierna la isla donde se encuentra el volcán, ha advertido de que la llegada de la lava caliente al océano podría contaminar el aire con una sustancia conocida en inglés como “laze”, por la combinación de las palabras “lava” y “haze” (“neblina”).

Ese fenómeno, en forma de nube blanca, envía al aire partículas de cristal fino y ácido clorhídrico, que son desplazadas por el viento y “pueden cambiar de dirección sin aviso previo”, y que pueden provocar “irritación de los pulmones, los ojos y la piel”, indicó en su web la Defensa Civil del condado.

Desde que el volcán Kilauea de Hawái entró en erupción el pasado 3 de mayo, más de 1.700 personas han tenido que ser evacuadas y unas 40 infraestructuras, docenas de casas y automóviles han resultado destruidos.

Además en la noche del viernes al sábado, el volcán registró una nueva “explosión” que, pese a su corta duración, generó una nube de ceniza de más de 3.000 metros de altura.

Vista aérea de la costa de Pahoa con la lava llegando al Pacífico.

Vista aérea de la costa de Pahoa con la lava llegando al Pacífico.EFE/USGS

Posibilidad de lluvia de ceniza

El Observatorio de Volcanes de Hawái del Servicio Geológico de EE.UU. (USGS, por sus siglas en inglés) ha alertado de que es “posible” que “en cualquier momento” haya “sucesos explosivos adicionales que podrían producir cantidades menores de lluvia de ceniza desplazada por el viento”.

En las ultimas horas, además, el Servicio Geológico de Estados Unidos ha informado de que la erupción de lava continúa a nivel moderado en múltiples puntos y han pedido a la población que tome precauciones porque, debido a los vientos, algunas áreas pueden sufrir la contaminación atmosférica.

El volcán se cobró este sábado a su primer herido grave, cuando una salpicadura de lava golpeó la pierna de un hombre que se encontraba en su balcón en un tercer piso.

El Kilauea está ubicado al sureste de la isla de Hawái, que en su extremo suroriental es la mayor del archipiélago y donde viven unas 185.000 personas. EFEverde




Secciones:            
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com