JAPÓN LLUVIAS

Sigue la búsqueda de una veintena de desaparecidos en un alud al sudoeste de Tokio

Fotografía de archivo. Inundaciones en Japón. EFE/EPA/JIJI/Archivo

Las labores de búsqueda y rescate continuaron este domingo para localizar a una veintena de desaparecidos tras el alud de lodo desencadenado en Atami, al sudoeste de Tokio, por las lluvias torrenciales, que han dejado hasta el momento dos muertos.

Unos 700 agentes de policía, miembros de las Fuerzas de Autodefensa (ejército) y bomberos participaron en las labores de salvamento en el municipio de la prefectura de Shizuoka, mientras las labores de retirada de lodo y escombros comenzaron a primera hora del día entre la lluvia intermitente en la región.

Víctimas del temporal

Una decena de personas que habían quedado atrapadas en sus casas fueron rescatadas, entre ellos un herido leve, según datos recogidos por la cadena pública japonés NHK.

Los guardacostas siguieron también con la búsqueda de personas desaparecidas en un puerto cercano, donde fueron encontradas las dos víctimas mortales confirmadas hasta ahora, dos mujeres.

El alud, que tuvo lugar el sábado, ha afectado a unas 130 viviendas, algunas de las cuales han sido completamente destruidas, como dejaron constancia las imágenes compartidas en redes sociales y captadas por las televisiones locales.

Las autoridades locales habían decretado la mañana de hoy órdenes de evacuación para unas 390 personas y declararon la alerta máxima por el riesgo de desastres relacionados con los sedimentos, según informó la agencia local de noticias Kyodo.

Los trenes de alta velocidad (shinkansen) entre Tokio y Osaka, que fueron suspendidos el sábado, reanudaron hoy el servicio.

Peligro de deslizamientos e inundaciones

La Agencia Meteorológica de Japón (JMA) prevé que las lluvias torrenciales que afectan a buena parte del país continúen en las próximas horas y advirtió del riesgo de deslizamientos de tierra, aludes, inundaciones y desbordamientos de ríos por el temporal.

El temporal que golpea al archipiélago nipón ha afectado sobre todo a las prefecturas de Kanagawa y Shizuoka. En Atami en concreto se registró en dos días el promedio de precipitaciones para todo el mes de julio.

Las lluvias torrenciales han provocado desbordes de ríos, inundaciones y corrimientos de tierra en las zonas más castigadas, desastres que según los expertos son cada vez más habituales en el país asiático durante su temporada estival de lluvias, en la que se encuentra inmersa, debido a los efectos del cambio climático. EFEverde.

 




Secciones:            
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com