Piden la prohibición del fracking en la cuenca del Ebro

Piden la prohibición del fracking en la cuenca del Ebro

Piden la prohibición del fracking en la cuenca del Ebro

Diversas organizaciones ecologistas y de defensa del medio ambiente y del territorio, así como Coagret o partidos políticos como CHA, Equo o IU, han pedido a la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) que promueva la prohibición del fractura hidráulica (fracking) en toda la cuenca.

Así, miembros de estas asociaciones han presentado hoy un documento en la sede de la CHE en Zaragoza pidiendo esa prohibición alegando el Principio de Precaución.

Uno de los representantes de las plataformas riojanas, Juan Donaire, ha incidido en que la fractura hidráulica es un peligro porque puede suponer la contaminación de las aguas y el subsuelo y un problema para la salud, el medio ambiente y la economía de las localidades afectadas.

En este sentido, ha afirmado que “no es cuestión de que haya una región libre de fracking”, como en La Rioja o Cantabria, aunque eso sea positivo, sino que sea la Confederación la que unifique criterio para toda la cuenca, ya que en la comunidad cántabra empresas como Repsol no han paralizado sus prospecciones a pesar del cambio legislativo.

Por otro lado, su compañero Andrés Barrio ha recordado que el próximo 7 de julio se va a aprobar el Plan Hidrológico de la Cuenca del Ebro, con el agua de calidad como uno de sus principales objetivos, lo cual no ha considerado compatible con las prácticas de fractura hidráulica.

Además, los ecologistas vienen denunciando que en el valle del Ebro se concentran una buena parte de las concesiones relacionadas con esta práctica, “usando coartadas legales” y a causa de la “enorme necesidad de recursos hídricos” que requiere el fracking.

De este modo, ha acusado a los ministros Soria y Cañete de no tener un proyecto energético.

Como representante aragonés, David Álvarez, de la Plataforma Teruel Sin Fractura, ha asegurado que toda la comunidad autónoma está ya afectada, por lo que ha llamado a la movilización ciudadana.

“No es una lucha del sector ecologista exclusivamente, es algo que afecta al futuro de nuestra tierra”, ha manifestado, haciendo hincapié en los daños que podría acarrear a la agricultura, la ganadería o el turismo.

Para ello, Álvarez ha afirmado que van a presionar al gobierno autonómico para que prohíba definitivamente la fractura hidráulica en Aragón. EFE

pss/lef




Secciones:        
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com