ESPACIOS NATURALES

Un misterio dentro de un espacio natural

Un misterio dentro de un espacio natural

A nadie debería de extrañar que el genio del portugués José María Eça de Querioz se inspirase, junto a su amigo José Ramalho Ortigao, en la carretera de Sintra para escribir uno de sus relatos más celebrados.

Más aún si, sobre todo, como parece muy probable, ambos e ilustres escritores conocieron, por ejemplo, la Quinta Regaleira, un palacio esotérico y misterioso capaz de excitar la imaginación, ubicado en la ya de por sí en esa interesante villa.

En efecto “el misterio de la carretera de Sintra, obra de juventud, de inspiración policiaca, encaja perfectamente con el ambiente que crea esa quinta, donde el esoterismo y los misterios van de la mano. Algo que según parece se puede aplicar al conjunto de a serranía de Sintra, donde se inicia uno de los espacio naturales más importantes de la Península Ibérica.

Romántica Sintra :

La romántica Sintra queda dentro del Parque Natural de Sintra-Cascáis, no demasiado extenso, pero que es uno de los parajes escogidos por la naturaleza para demostrar toda su belleza en su plenitud y, por ende, en su variedad.

Su proximidad a Lisboa le dan una característica un tanto especial pero que no produce menoscabo alguno en sus esencias, dada por la Sierra de Sintra, núcleo central del parque y que es considerada una especie de montaña mágica, algo que, suponemos nuestros escritores sabían perfectamente.

 Un monolito indica la latitud exacta del Cabo. Allí es posible conseguir un certificado que demuestra a cada a viajero que ha estado en él. EFE Txema Ruiz

Un monolito indica la latitud exacta del Cabo. Allí es posible conseguir un certificado que demuestra a cada a viajero que ha estado en él. EFE Txema Ruiz

Este parque, declarado patrimonio de la Humanidad por la Unesco, ocupa el terreno que se ubica desde Sintra hasta las playas de Gincho y el Cabo da Roca y tiene dos zonas perfectamente delimitadas, una interior, cercana a la villa de Colares que se dedica a la agricultura y al cultivo del viñedos y otra costera que la forman las dunas.

El clima de la zona logra la producción de unos vinos muy peculiares que merece la pena disfrutar, junto a alguno de los estupendos platos de la cocina de la zona, donde el bacalao es el rey.

Decía, por boca de uno de los protagonistas de la Ilustre Casa de Ramires, otra de las obras cumbres de Eça, que en Portugal existe una receta de bacalao para cada día del año. Una visita a esta zona es una buena oportunidad de comprobar la certeza de semejante aserto.

Cabo de Roca :

El caminante, que deberá ir acompañado inexcusablemente de sus pertrechos fotográficos, tras recorrer 18 kilómetros desde Sintra, llegará al Cabo da Roca, el punto más occidental de Europa continental, cuyos riscos despedían, no hace mucho tiempo todavía a los navegantes lusitanos.

Hay allí un monolito que recuerda al viajero sus coordenadas geográficas: latitud norte 38º 47′; longitud oeste 9º 30′ y el viajero, si lo desea, obtendrá un certificado de que ha estado en ese punto.
El cabo se encuentra en el lugar donde las estribaciones de la sierra de Sintra llegan al mar, formando un acantilado de más de 140 metros de altura.

El Parque tiene una enorme variedad de ambientes y paisajes, que incluye dunas, bosques, lagunas, una accidentada orla costera, con encantadoras playas entre altos acantilados

En la sierra que tiene terrenos de origen basáltico, granítico y calcáreo, crecen especies arbóreas y arbustivas, como el roble-cerquiño, la carrasca y la saudade (armeria pseudarmeria), endémica de la flora portuguesa, según se desprende de la información de la página http://www.estoril-portugal.com/es/patrimonio-natural/parque-natural
-sintra-cascais/info.

Asimismo informa de la presencia abundante el conejo salvaje, zorro, el “peneireiro-de-dorso-malhado”, el tejón, comadreja, cobra-ratonera y decenas de especies de aves, entre las que destacan algunos ejemplares únicos del águila-de-Bonelli y del halcón peregrino.

Al tratarse de una zona que convive con zonas muy turísticas conviene extremar el respeto por el entorno y evitar molestar a la fauna de la zona, algunas de cuyas especies están en serio peligro, según han apuntado organizaciones conservacionistas.EFEverde




Secciones:        

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies