BIODIVERSIDAD CAZA

El TS fija como delito cazar en tiempo de veda al poner en peligro biodiversidad

caza mayor TS fija como delito cazar en veda al poner en peligro biodiversidad. EFE/Mariano Cieza/Archivo

El Tribunal Supremo ha establecido que la caza en per铆odos de veda, que com煤nmente viene a llamarse el “furtivismo de temporada”, constituye un delito contra la fauna por tratarse de una conducta que pone en peligro la biodiversidad.

El pleno de la Sala de lo Penal ha confirmado una sentencia de la Audiencia de C贸rdoba que conden贸 a un cazador por matar un mufl贸n y cuatro ciervos en per铆odo de veda en 2016, con una multa de 3.360 euros y cuatro a帽os y tres meses de inhabilitaci贸n especial para el ejercicio de la caza por dos delitos consumados contra la fauna.

La Sala explica que la fijaci贸n de per铆odos de veda no responde a una distribuci贸n puramente convencional y caprichosa del tiempo de caza, sino a razones de orden biol贸gico para facilitar la reproducci贸n de la especie.

“La veda est谩 铆ntimamente conectada con la conservaci贸n de las especies y el aprovechamiento sostenible de la caza, preservando los ecosistemas de los que forman parte los animales objeto de estas actividades”, subraya la sentencia, ponencia del presidente de la Sala II Manuel Marchena.

Dice el Supremo que los per铆odos prohibitivos de car谩cter c铆clico tiene un valor estrat茅gico de primer orden para la protecci贸n de la vida animal.

“El equilibrio en la conservaci贸n de las especies, en definitiva, la biodiversidad y la propia supervivencia de la fauna no pueden considerarse bienes jur铆dicos de 铆nfimo valor axiol贸gico”.

Ahora bien, la sala precisa que eso no significa convertir siempre en delito lo que puede ser adecuadamente tratado en el 谩mbito de la sanci贸n administrativa.

Recuerda que existen muchas prohibiciones expresas sobre la caza, pero precisa que para que constituya una infracci贸n penal ser谩 indispensable exigir un plus de ofensividad, por lo que “s贸lo las conductas que vulneren o pongan en peligro el bien jur铆dico de la biodiversidad, son merecedoras de sanci贸n penal”.

En el caso planteado, la Sala estima que los hechos tienen “el relieve y la ofensividad” que exige el C贸digo Penal ya que la caza de muflones y ciervos estaba expresamente prohibida en el tiempo en el que el acusado acab贸 con la vida de los cinco animales.

Circunstancia que el condenado conoc铆a, por lo que su acci贸n tuvo un claro efecto destructivo para el bien jur铆dico tutelado. EFEverde

 

Te puede interesar:

El Gobierno revela que seis CCAA han aprobado moratoria de la caza de t贸rtola




Secciones:                
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e informaci贸n ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com