NATURALEZA ANIMALES

Quart de Poblet impulsa una campaña para conservar las tortugas autóctonas del río Turia

Fotografía de archivo de una tortuga boba del Mediterráneo. EFE/ Biel Aliño

El Ayuntamiento de Quart de Poblet (Valencia), en colaboración con la fundación Limne, ha puesto en marcha un proyecto de ciencia ciudadana con el objetivo de estudiar y conservar las tortugas autóctonas que habitan en el último tramo del río Turia.

Se trata de dos especies protegidas, conocidas como el galápago europeo (Emys orbicularis) y el leproso (Mauremys leprosa), que tienen presencia estable en Quart de Poblet y que se ven amenazadas por el abandono incontrolado de tortugas americanas o asiáticas, especies invasoras, según fuentes municipales.

Durante la campaña, que se alargará hasta otoño, se realizará un censo mediante trampeo de las especies autóctonas para ver su estado de conservación y estimar la densidad y las especies invasoras se capturarán y entregarán al Centro de Recuperación de Fauna de la Conselleria.

Tanto desde el Ayuntamiento como desde la fundación destacan la importancia de concienciar a la población sobre el abandono de animales y recuerdan que está prohibido liberar animales exóticos en espacios naturales.

Se ha reducido el número de especies invasoras

“Si alguna persona necesita deshacerse de su tortuga, debe llamar al 112 para que le indiquen cómo proceder”, recuerdan las fuentes, que añaden que gracias a la educación ambiental que se ha llevado a cabo en los últimos años entre el público escolar, se ha reducido el número de especies invasoras encontradas en la zona del río Turia del municipio, lo que ha supuesto un “claro beneficio para las especies autóctonas, que parecen estar recuperándose en las últimas anualidades”.

Las tortugas americanas o asiáticas, especies invasoras, son extremadamente populares por su reducido tamaño y su bajo precio, pero lo cierto es que llegan a crecer hasta los 30 centímetros, lo que aumenta sus necesidades alimentarias y de espacio.

Todo esto, unido a su agresividad y larga longevidad hace que en las últimas décadas se haya observado un continuo y masivo abandono en los ríos y humedales, convirtiéndolas en una grave amenaza para el medioambiente peninsular.

Con esta iniciativa, que ha sido premiada en la primera Convocatoria Medioambiental de la Fundación Bancaja–Bankia, el Ayuntamiento de Quart de Poblet “continúa demostrando su compromiso medioambiental y su apuesta por conservar los ecosistemas y la biodiversidad del municipio”, concluyen las fuentes. EFEverde

 




Secciones:                    
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com