INCENDIO RIOTINTO

El terreno dificulta la extinción del incendio de Riotinto

El terreno dificulta la extinción del incendio de Riotinto Riotinto registró en 2004 un incendio que quemó más de 27.000 hectáreas. EFE/MIGUEL VAZQUEZ

El trabajo de las aeronaves es fundamental en la lucha contra el incendio forestal de Riotinto (Huelva) debido a la orografía del terreno y a la evolución del viento. En 2004, un gran incendio en la zona quemó 34.291 hectáreas y acabó con la vida de dos personas.

Así lo ha explicado el delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, desplazado al Puesto de Mando Avanzado (PMA) ubicado en el paraje de Traslasierra, en el término municipal de El Campillo.

Sanz ha informado de que en la actualidad  trabajan contra el fuego alrededor de 425 personas del Infoca, la Unidad Militar de Emergencias (UME), el Consorcio Provincial de Bomberos y la Guardia Civil.

Desde el amanecer se han activado un total de 21 aeronaves que tienen una labor fundamental por las dificultades de la orografía, ha dicho el delegado del Gobierno.

Sanz, en unas declaraciones a Canal Sur, ha dicho que la principal preocupación principal es la rotación del viento que evolucionará durante todo el día.

Ya lo ha hecho esta noche con “efectos muy complejos de rotación constante” ha informado el delegado del Gobierno quien ha mostrado su confianza en que la actuación del Infoca, de la UME y de los medios aéreos “pueda avanzar si el tiempo no lo complica”.

El frente del incendio se sitúa en la finca agraria La Poderosa, propiedad de la Junta de Andalucía, una zona “con una orografía muy compleja, por lo que por tierra es prácticamente imposible” atajar el fuego.

Centro de acogida de deficientes de El Campillo que en 2004 tuvo que ser evacuado por otro incendio forestal.

Centro de acogida de deficientes de El Campillo que en 2004 tuvo que ser evacuado por otro incendio forestal. EFE/Miguel Vázquez

Riotinto 2004

El 27 de julio de 2004 se declaró un incendio de Riotinto,  uno de los más importantes registrados en Andalucía, que afectó a 34.291 hectáreas y acabó con la vida de dos personas.

Uno de los cuatro focos de fuego comenzó sobre las 16:35 horas en un pinar posterior a la barriada Los Castos, en Riotinto (Huelva).

Las llamas acabaron de un plumazo con las expectativas y el futuro de muchos pequeños propietarios de Berrocal (Huelva) y El Madroño (Sevilla),  los dos municipios más afectados por un fuego que se extendió por 13 localidades.

Pese a que durante tres años hubo un presunto responsable, Emilio Perdigón, que desde el principio se declaró “cabeza de turco”,  el 27 de enero de 2010, tras el juicio, fue absuelto por la Audiencia Provincial de Huelva por falta de pruebas.

En 2014, diez años después de este incendio,  desde la Plataforma Fuegos Nunca Más, su entonces portavoz, Juan Romero,  se quejaba de que se hubiera pasado página sin saber “quién quemó el monte y qué intereses había detrás del incendio” y se lamentaba de que “ni la Justicia ni las instituciones” habían sido capaces de averiguar el porqué

 




Secciones:            
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies