PROTECCIÓN MAR

Solo 5,9 % de áreas marinas europeas están protegidas, frente al 10 % comprometido por los gobiernos

  • El estudio “Áreas marinas protegidas de la Unión Europea” evalúa por primera vez estas zonas al completo y pide a los países de la Unión que resuelvan las carencias que impiden que sea efectiva: pocos lugares protegidos (sobre todo en mar abierto), demasiado pequeños y mal gestionados.

Solo 5,9 % de áreas marinas europeas están protegidas, frente al 10 % comprometido por los gobiernos "Sirenas" nadando en el fondo marino. . EFE/Francis R. Malasig

Efeverde.- Un informe "sin precedentes" de la Agencia Europea de Medio Ambiente, publicado hoy, revela que únicamente el 5,9 % de las aguas marinas de la Unión Europea está protegido, lejos del 10 % comprometido por sus Gobiernos, alerta hoy Oceana.

El estudio “Áreas marinas protegidas de la Unión Europea” evalúa por primera vez estas zonas al completo y pide a los países de la Unión que resuelvan las carencias que impiden que sea efectiva: pocos lugares protegidos (sobre todo en mar abierto), demasiado pequeños y mal gestionados.

La comunicación de la Comisión Europea que acompaña el informe subraya que la red es insuficiente y señala zonas críticas donde se necesita reforzarla: la cuenca oriental del Mediterráneo y el Adriático, el mar Cantábrico y la costa ibérica, y la Macaronesia.

“Nueve de cada diez áreas Natura 2000 tienen menos de 100 kilómetros cuadrados, el tamaño mínimo recomendado por los científicos, y muchas son ‘parques de papel’ sin protección real”, afirma el director ejecutivo de Oceana en Europa, Lasse Gustavsson.

“Solo ecosistemas saludables y resilientes pueden ayudarnos a hacer frente a amenazas como el cambio climático y la pérdida de biodiversidad”, añade en un comunicado.

El informe muestra, además, “que la red europea sufre una grave falta de coherencia”.

Por ejemplo, la mayoría de las áreas evaluadas son costeras y hay una “evidente falta de zonas en mar abierto, lo que deja gran variedad de hábitats y especies de profundidad sin protección y dificulta la interconexión ambiental entre ambas”.

Como muestra, en el Báltico y en el Atlántico nororiental, los países han protegido más del 15 % de sus aguas costeras, pero menos del 4 % en mar abierto.

Asimismo, Oceana considera lamentable que la evaluación de la Agencia europea no incluya la gestión de estas áreas, lo que limita el valor de sus conclusiones sobre la efectividad de la red.

La escasez de información sobre medidas de gestión es evidente, debida en gran parte a la frecuente inexistencia de estas medidas (especialmente las relativas a la pesca dentro de los límites de las áreas marina protegidas).

En consecuencia, muchas son “meros parques de papel” que no aportan una protección real frente a actividades humanas potencialmente peligrosas.

“La Comisión Europea debe abandonar la política de esconder la cabeza en la arena y tomarse en serio la generalizada falta de gestión de las áreas marinas protegidas. Los Estados Miembros que no apliquen los requisitos necesarios para una protección real deberían ser legalmente responsables de su negligencia”, concluye Gustavsson.

msr




Secciones:        

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies