EEUU MEDIOAMBIENTE

Sierra Club pide investigar al jefe de medioambiente de EE.UU. por declaraciones sobre CO2

Sierra Club pide investigar al jefe de medioambiente de EE.UU. por declaraciones sobre CO2 Foto de archivo del administrador de la EPA de EE.UU., Scott Pruitt. EFE/JIM LO SCALZO

El grupo ecologista Sierra Club pidió una investigación para determinar si el administrador de la Agencia de Protección Medioambiental (EPA) de EE.UU., Scott Pruitt, violó normativas gubernamentales internas al decir que el dióxido de carbono no es una de las causas principales del cambio climático.

Los abogados del Sierra Club, una de las organizaciones ecologistas más influyentes de Estados Unidos, realizaron la petición el martes en una misiva, hecha pública anoche y que se dirige al inspector de la EPA, un cuerpo separado de la agencia destinado a preservar su independencia.

Declaraciones a la televisión

En concreto, Sierra Club pidió que se investigue si Pruitt violó una política de integridad científica de la EPA de 2012 cuando dijo, en declaraciones a la cadena de televisión CNBC, que no cree que el dióxido de carbono sea una de las causas principales del cambio climático.

“Creo que medir con precisión la actividad humana sobre el clima es algo muy desafiante y existe un gran desacuerdo sobre el grado del impacto. Por tanto, no, no estoy de acuerdo en que es un causante principal del calentamiento global que vemos”, afirmó el pasado 9 de marzo Pruitt.

“Pero no lo sabemos aún. Necesitamos continuar el debate, la revisión y el análisis”, agregó el jefe de la EPA a la cadena de televisión CNBC.

El comentario del Pruitt, un escéptico del cambio climático, contradice la postura pública de su agencia, cuya web afirma que “el dióxido de carbono es el principal gas de efecto invernadero que está contribuyendo al reciente cambio climático”.

La NASA y la NOAA

La opinión del administrador tampoco concuerda con la de la Agencia Espacial estadounidense (NASA) y la Administración Nacional de Océanos y Atmósfera (NOAA) del país.

El pasado enero, la NASA y la NOAA afirmaron que “la temperatura media de la superficie del planeta ha aumentado unos 2.0 grados Fahrenheit (1,1 grados Celsius) desde finales del siglo XIX, un cambio producido en gran medida por el aumento del dióxido de carbono y otras emisiones humanas a la atmósfera”. EFEverde




Secciones:        
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com