CALOR HOGAR

Reducir el calor dentro de los hogares sin recurrir al aire acondicioando también es posible

Aire acondicionado Aparatos de aire acondicionado en la fachada de un edificio. EFE/Juanjo Martín/ARCHIVO

El uso excesivo del aire acondicionado supone un “despilfarro de energía”, ya que con cada grado que se reduce aumenta un 7% su consumo, lo que ha supuesto que en los últimos años el pico de energía pase de invierno a verano. Varios expertos han explicado a Efeverde algunos usos alternativos y más sostenibles para refrigerar el interior de los hogares.

Con la llegada de las altas temperaturas, los españoles también tienden a hacer un mayor uso de este aparato eléctrico para enfriar el interior de sus hogares, lo que  provoca,  afirma un estudio realizado por el comprado ‘Acierto.com‘,  un aumento del consumo eléctrico de entre el 30 % y 40% y una subida de más de 100 euros de media en la factura de la luz.

Ventilar en vez de acondicionar

Para hacer un uso responsable del aire acondicionado, el coordinador estatal de Ecologistas en Acción, Paco Segura, recomienda mantener una temperatura de unos 27 grados, aunque, debido a su alto consumo energético y su impacto en el medio ambiente – requiere de una gran cantidad de materiales  para su fabricación y emite gases “complicados” para la capa de ozono-, recomienda que se sustituya los acondicionadores por ventiladores de bajo consumo.

Además, si es usado junto con un humificador, el ventilador “da una gran sensación de frescor” y gasta alrededor de 60 vatios a máxima potencia frente a los 1.350 vatios de media por hora que requiere un aire acondicionando.

Toldos y vegetación

Antes de reducir la cantidad de calor en el interior de la vivienda, es preciso evitar su entrada en un primer momento aplicando una “hermeticidad por el día y  una ventilación por la noche” ha recordado el arquitecto, Pedro Ocón, que explica que al igual que en invierno “la gente pone todos los obstáculos para que no entre el frío” en verano hay que hacer lo mismo con el calor, echando las persianas para crear penumbra y cerrando herméticamente las ventanas.

Ocón insiste en que “intentar refrescar una casa abriendo las ventanas es lo peor que se puede hacer” e incide en regenerar el aire por la noche, cuando la temperatura en el exterior es inferior a la del interior.

Para asegurarse de que esto se produzca y que no haya una “falsa percepción de frescor” cuando en realidad lo que estás  es “calentando el ambiente”, el ecologista Segura recomienda usar termómetros tanto fuera como dentro de la vivienda para abrir las ventanas cuando la temperatura sea favorable para enfriar la casa.

Si la vivienda tiene la posibilidad, el uso de toldos- con un espacio en la parte de arriba, que lo separe del techo- produce una circulación del aire caliente, en forma de convección, que hace que “se escape por la rendija”, dice a Efe el arquitecto Ocón y así se evita que entre al interior del hogar.

Además, si se instala una zona ajardinada entre el toldo y la ventana, la húmedad que genera el riego de las plantas, produce un “microclima dentro de la terraza” que, junto con el toldo, “crea una cortina de humedad antes de llegar a la casa”, ha explicado este experto, que compara este sistema con las esteras de esparto húmedas que se usan tradicionalmente en algunos pueblos manchegos.

Electrodomésticos eficientes

Además, evitar el uso de ciertos electrodomésticos del hogar, que generan una cantidad de calor puede llegar a “suponer una reducción de la temperatura en la vivienda de hasta 4 grados”, ha asegurado el ambientalista Segura. 

Por ejemplo, una nevera poco eficiente genera una gran cantidad de calor para poder enfriar que luego “se suelta dentro de la casa”, ha explicado este ecologista, que también ha recomendado lavar a temperaturas inferiores a 40 grados y el uso de bombillas led que “consiguen iluminar sin calentar el aire”.

Otras técnicas como retirar las alfombras, hacer un buen sellado de las puerta y pintar las azoteas y tejados de blanco – en caso de vivir en casa individuales- pueden ayudar a reducir la temperatura en el interior de una manera más sostenibles. EFEverde




Secciones: