RECICLAJE CORCHO

Reciclarán 60.000 tapones de corcho para aislar una vivienda sostenible

Reciclarán 60.000 tapones de corcho para aislar una vivienda sostenible Tapones de corcho. EFE/Robin Townsend

Madrid, 3 sept (EFE).- Reciclar sesenta mil tapones de corcho para aislar una vivienda sostenible, que competirá en la Solar Decathlon 2019, es el objetivo de "Recycled Cork" una iniciativa española que busca poner en valor este material natural del que cada año se tiran unas 2.500 toneladas.

Recycled Cork apoya de esta manera el proyecto Azalea de un equipo de la Universidad Politécnica de Valencia (UPV), integrado por 32 alumnos, que participarán en la competición de construcción sostenible, y para la que han fijado su atención en las propiedades de este material natural como aislante térmico.

El corcho es el aislante “más ecológico y sano” y ofrece “el mejor rendimiento en el aislamiento”, ha indicado a EFE Joaquín Edo, impulsor de esta iniciativa y gerente de Socyr. Este material es capaz de proteger a la vivienda frente al calor y al frío, además de ser transpirable y resistente al agua.

Corcho, un aislante eco

Sin embargo, debido a su “elevado” precio, su uso no es frecuente fuera de los círculos de bioconstrucción, con un predominio de los aislantes químicos en el mercado.

En España, según lamenta, se tiran actualmente “unas 2.500 toneladas al año” de tapones de corcho, un dato que Recycled Cork trata de revertir.

Si bien a día de hoy “no existe ninguna empresa española dedicada exclusivamente al reciclaje de corcho”, para esta iniciativa están buscando aliados en empresas del sector vinícola y de la restauración, así como en el público general.

Por ejemplo, a través de la instalación de contenedores en colaboración con la empresa Celtibérica de Minipuntos Limpios, que cuenta en Asturias “con más de 40” para depositar tapones de plástico y corcho entre otros deshechos como CDs, DVDs o residuos electrónicos.

La tradicional "saca" del corcho ha rentabilizado durante siglos los bosques de Alcornocales en España y ha contribuido a garantizar el mantenimiento y la conservación de los recursos naturales propios de este paisaje mediterráneo. En la foto, muestras de corcho expuestas en la "suberoteca" del Parque Natural de los Alcornocales, en Cádiz. Foto: JJ Guillén (EFE).

La tradicional “saca” del corcho ha rentabilizado durante siglos los bosques de Alcornocales en España y ha contribuido a garantizar el mantenimiento y la conservación de los recursos naturales propios de este paisaje mediterráneo. En la foto, muestras de corcho expuestas en la “suberoteca” del Parque Natural de los Alcornocales, en Cádiz. Foto: JJ Guillén (EFE).

La iniciativa busca recoger 60.000 tapones, para generar diez metros cúbicos de aislante de los treinta necesarios para aislar las paredes de la vivienda que está siendo desarrollada por el proyecto Azalea de la Universidad Politécnica de Valencia, participante en la cuarta edición Solar Decathlon Europa que se celebrará en Hungría el próximo junio.

El equipo de la UPV se encuentra en plena fase de construcción de una barraca valenciana sostenible y pasiva, ha explicado la responsable del proyecto Alina Marín.

Los valencianos buscan proponer la integración de esta vivienda tradicional de su región en el tejido urbano de Valencia, “planteando un nuevo modelo de vivienda que integre la huerta y pueda crecer con la ciudad, sin suponer un impedimento”.

La casa tendrá que estar abastecida “al 100% por energía solar” y además, el proyecto busca el “menor impacto ambiental posible”, para lo que está tratando de lograr el reconocimiento de la Certificación Verde española sobre “la sostenibilidad de sus materiales”, ha indicado Marín.

Tradiciones milenarias, como la "saca" del corcho, se fusionan en la actualidad con vanguardistas propuestas turísticas en el el Parque Natural de los Alcornocales. En la imagen, ejemplares de alcornoque recién descorchados. Foto: JJ Guillén (EFE).

Tradiciones milenarias, como la “saca” del corcho, se fusionan en la actualidad con vanguardistas propuestas turísticas en el el Parque Natural de los Alcornocales. En la imagen, ejemplares de alcornoque recién descorchados. Foto: JJ Guillén (EFE).

En vez de utilizar innovaciones ya existentes, desde Azalea lo están “desarrollando todo, desde cero, buscando nuevas formas” de minimizar el impacto, ha indicado la estudiante de ingeniería energética.

Sin huella ecológica

Una de estas medidas es el corcho, un material “fácil de usar, sin huella ecológica” y que ha permitido al equipo también llevar a cabo una labor de concienciación acerca del reciclaje.

En junio de 2019, los integrantes del equipo tendrán hasta 12 días para volver a montar la vivienda a orillas del Danubio, en Szentendre (Hungría), donde durante 14 días competirán en categorías “que van desde el confort y la eficiencia energética de la vivienda hasta la concienciación o la integración en el barrio”. EFE
ncf/al

Fernández Vara sitúa al corcho como ejemplo de economía verde y circular

Medio siglo entre carbón, corcho y leña viendo cómo se extinguen los oficios

Investigadores usan los residuos del corcho para generar electricidad y tratar aguas desechables

Dos toneladas de tapones de corcho, reciclados en suelo para 300 habitaciones de hotel

Calculan extraer 3.000 toneladas con la saca del corcho en Andalucía

Asia, nuevo destino del mercado de tapones de corcho

La guerra entre tapón de corcho, sintético o “de rosca” se libra en la mesa




Secciones:        

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies