Primavera Europea quiere poner freno a la verdura y fruta "de sangre"

POLÍTICA AMBIENTAL

Primavera Europea quiere poner freno a la verdura y fruta “de sangre”

Primavera Europea quiere poner freno a la verdura y fruta El eurodiputado de Primavera Europea, Jordi Sebastiá.

Por Caty Arévalo.- Los estantes de los supermercados europeos están repletos de judías verdes o naranjas producidas en condiciones sociales y ambientales que no son las de la UE; el eurodiputado de Primavera Europea, Jordi Sebastiá, se refiere a ellas como "verdura y fruta de sangre" y pide que se les "frene".

Sebastiá es el eurodiputado “verde” que estrena España en el Parlamento Europeo, al que ha llegado con cerca de 300.000 votos reunidos por una coalición de partidos, entre ellos Equo, Compromís y la Chunta Aragonesista (CHA), que dicen sí a Europa “pero no así, sino con más justicia social, más diversidad y más sostenibilidad”.

En una entrevista con Efe, explica que una de las materias por las que dará la batalla en Europa será por lograr una agricultura más sostenible y más ecológica, tomando como referencia el caso de Suecia, donde dentro de poco estará prohibida la producción de alimentos que utilicen pesticidas.

Hacer esa transición es posible, pero apoyando al agricultor“, defiende enérgicamente; y una de las medidas para lograrlo consistiría, a su juicio, en proteger y priorizar el consumo de producto europeo.

“No tiene sentido que tengamos un acuerdo con terceros países, como Marruecos, por el cual le dejamos entrar verduras y frutas que están producidas en condiciones ambientales y sociales que no son las de Europa”, insiste.

Explotación infantil

“Desde el punto de vista del medio ambiente porque tiene consecuencias para la salud, y socialmente porque si te comes una naranja de Marruecos que cuesta la mitad que una de Valencia es porque la ha recogido un niño o una persona que no tiene contrato, en lugar de diamantes, hablamos de fruta y verdura de sangre”.

En la Comisión de Agricultura de la UE, en la que es portavoz del Grupo Verde, aprecia “una clara división Norte y Sur”, en la que en términos de apoyo y ayudas salen beneficiados los países del Norte y sus productos, como la leche o el forraje.

A la agricultura del Sur -la fruta fresca, la verdura, el aceite de oliva, los frutos secos o el cereal- también hay que ayudarla, porque posee una calidad excelente y ha sido producida con las garantías sociales y ambientales que exige Europa”.

El precio de todos esos productos agrícolas del Sur de Europa está bajando, según Sebastiá, debido a la laxitud con la que la UE abre sus puertas a recibirlos de fuera de la región, obviando que estén cultivados usando pesticidas prohibidos en Europa o sin respeto a los derechos humanos.

Tratar de que “se pongan cuotas a la importación de productos que ya se crían en el Sur y frenar los abusos de las grandes distribuidoras”, serán dos de las medidas que defenderá para evitar esta situación.

Además de lo anterior, tendrán prioridad para él algunos de los problemas ambientales más preocupantes que tiene España, como los vertederos ilegales o la posible autorización de la extracción de gas no convencional mediante la técnica del “fracking”, “por los riesgos que conlleva para el medio ambiente y la salud”.

Prospecciones petrolíferas

Una plataforma petrolífera en aguas de Canarias.

Una plataforma petrolífera en aguas de Canarias. EFE/ Ramón de la Rocha

Sebastiá también hará lo posible desde Europa por frenar las prospecciones petrolíferas en Canarias: “No ha quedado claro si la autorización que dio el Gobierno español vulnera la Legislación europea“, subraya.

“Canarias es vital porque es el primer lugar donde el Gobierno del PP ha autorizado la extracción de petróleo, si esas prospecciones salen adelante detrás irán cayendo como fichas de dominó el resto de concesiones que hay solicitadas en el Mediterráneo: mar de Alborán, Golfo e Valencia, Columbretes… Convertirán nuestros mares en una catástrofe”.

El eurodiputado de Primavera Europea fue uno de los que más duramente reprobó el nombramiento Miguel Arias Cañete como Comisario de Energía y Cambio Climático, así resume su actuación: “Hay incompatibilidades personales y éticas, y no ha dejado claro que su cuñado no tenga intereses en las compañías petrolíferas de las que él salió corriendo para poder ser comisario“.

Sebastiá añade que Arias Cañete no debe ocupar esa comisaría viniendo “del Gobierno que suspendió las ayudas a las renovables de forma retroactiva, dejando a 62.000 familias que habían invertido en energía solar totalmente arruinadas; de un Ejecutivo que está a favor del fracking y que autorizó las prospecciones petrolíferas en Canarias”.

Frente a la “Primavera Europa”, Arias Cañete representa “un modelo energético caduco, contaminante y peligroso, que no apuesta por la energía que tenemos en Europa para ser autosuficientes: el sol y el viento“, concluye.EFE




Secciones:        
Periodista ambiental de la Agencia EFE. Premio Fundación BBVA a la Conservación de la Biodiversidad 2017. 2013/14 Knight Science Journalist Fellow en MIT y Harvard. Investigadora de la comunicación del cambio climático en la Universidad de Oxford.