NUEVA ZELANDA CARGUERO

Piden la retirada de los restos del Rena, el carguero hundido en 2011 en Nueva Zelanda

Piden la retirada de los restos del Rena, el carguero hundido en 2011 en Nueva Zelanda

Vecinos de la isla de Motiti reclamaron hoy ante la justicia la retirada de los restos del barco Rena, que naufragó en el arrecife Astrolabe en 2011, causando uno de los peores desastres ambientales de Nueva Zelanda, informaron medios locales.

La petición fue presentada por la comunidad maorí de Motiti, que exige al Gobierno que haga valer la normativa marítima neozelandesa ante las aseguradoras, que insisten que la operación para retirar los restos del barco podría ser peligrosa y dañar aun más el arrecife.

 

El tribunal analizará esta semana la actuación de las autoridades y los pasos adoptados desde el hundimiento del Rena, así como la posible violación del Tratado de Waitangi, que reconoce a los maoríes como dueños tradicionales de las tierras.

 

El Estado, los dueños del barco (Daina Shipping) y las aseguradoras acordaron en secreto en 2012 que la naviera pagase unos 9,1 millones de dólares (6,7 millones de euros) para dejar la chatarra en el arrecife sin consultar a las comunidades maoríes.

 

Un representante maorí, Buddy Mikaere, dijo delante del tribunal de Waitangi que ese pacto supone una “clara violación” del tratado de Waitangi, extremo que el Estado neozelandés niega, según el diario “New Zealand Herald”.

Marea negra por vertido de 350  toneladas de combustible

 

El Rena encalló en el arrecife, a unos 12 kilómetros de la ciudad portuaria de Tauranga, en la Isla Norte, y vertió unas 350 toneladas de combustible, cuya marea negra llegó hasta las costas neozelandesas y causó la muerte de unas 2.000 aves.

 

El capitán del barco y el primer oficial del carguero fueron condenados en mayo de 2012 a siete meses de cárcel, mientras que otra instancia impuso una multa a la empresa naviera.

 

Según los informes periciales, el Rena incumplió las “prácticas de navegación” al no evitar el arrecife Astrolabe cuando apareció en sus radares y, luego, tratando de ocultar en los libros de navegación las negligencias cometidas. EFEverde




Secciones:        
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies