MEDIO AMBIENTE

Estudio y control del mejillón cebra

Colonia densa de mejillones cebra. EFE

La Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG) y la Diputación Provincia de Córdoba han suscrito un convenio de colaboración para el desarrollo de medidas de control y estudio del mejillón cebra.

La CHG ha comunicado que el acuerdo recoge la creación de un equipo de trabajo que desarrollará un sistema de alerta, detección precoz y estudio de la evolución de esta especie invasora, que ha proliferado en el embalse de Iznájar y en el de Bermejales, situados ambos en la cuenca del río Genil.

Entre las medidas del convenio, se van a establecer puntos de control y seguimiento a lo largo de las zonas afectadas, se realizarán análisis físico-químicos y biológicos y se realizarán estudios sobre la caracterización térmica de los embalses, un factor relevante para la reproducción de la especie.

También se intervendrá en el canal que distribuye agua a la zona regable del Genil-Cabra y en el canal del Bajo Guadalquivir, y en los embalses de Iznájar, Martín Gonzalo, Sierra Boyera y Puente Nuevo, que son utilizados por la Empresa Provincial de Aguas de Córdoba, Emproacsa, para el abastecimiento a los municipios del sur de la provincia.MEJILLON CEBRA-TARRAGONA

El mejillón cebra es un molusco bivalvo de agua de dulce, similar a los mejillones marinos que pueden alcanzar unos 3 centímetros de longitud y forma densas colonias de miles de ejemplares por metro cuadrado lo que puede generar importantes daños medioambientales y socio-económicos.

Su concha tiene forma triangular y el borde externo romo y posee unas bandas blancas y oscuras en forma de zigzag, de donde le viene el nombre común de “mejillón cebra”. EFEverde




Secciones:            
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com