AGUA EMBALSES

Los embalses encaran el periodo canicular por debajo de los niveles de 2020

Foto archivo pantano de Contreras. EFE/Kai Försterling.

Los embalses peninsulares afrontan la canícula veraniega, el periodo más caluroso y seco del año, con un total de 30.081 hectómetros cúbicos de agua (53,8 por ciento), casi 8 puntos porcentuales menos que hace ahora un año, y hasta 14 por debajo de la media de la última década

A día de hoy, inicio de la época más cálida que abarca del 15 de julio al 15 de agosto, los pantanos almacenan 4.000 hectómetros cúbicos menos de agua que en 2020, según datos del Ministerio para la Transición Ecológica y Reto Demográfico (Miteco) que señalan que, salvo las cuenca del Júcar, Segura y Cantábrico occidental, todas arrojan valores inferiores o iguales a los de hace un año.

Vertientes 

Por vertientes, la mediterránea, con una capacidad total de 13.756 hectómetros y que engloba las cuencas del Júcar, Ebro y Segura entre otras, se mantiene con 9.343 hectómetros cúbicos (67,9 %) cifra por debajo de los valores de 2020, pero por encima de la media de los últimos 5 años (64,1 %) y muy ligeramente superior a la media del decenio (66,6 %).

Por el contrario, la vertiente atlántica -Miño Sil, Galicia Costa, cuencas del País Vasco, cuencas cantábricas, Tajo, Duero, Guadiana, Tinto-Odiel, Guadalete-Barbate y Guadalquivir-, con un almacenamiento total de 42.143 hectómetros cúbicos, anota 4.000 y 8.000 hectómetros cúbicos menos de agua respecto a 2020 y a la última década respectivamente.

En la actualidad, y tras nueve semanas consecutivas de descenso hídrico, seis de las cuencas arrojan cifras que las sitúan por debajo de la mitad de sus reservas: este es el caso de la del Guadalquivir y la del Guadiana (35,2%), Guadalete-Barbate (38,9%), Cuenca Mediterránea Andaluza (47,7%), Segura (48,2%) y Tajo (49,3%).

Año hidrológico

A este respecto cabe señalar, que el valor medio nacional de las precipitaciones acumuladas en lo que llevamos de año hidrológico -desde el pasado 1 de octubre hasta la primera semana de julio- se cifra en 524 litros por metro cuadrado, es decir, alrededor de un 6 % menos que lo normal en dicho periodo (558 litros).

Según datos de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), las cantidades acumuladas no alcanzan los valores normales en el sur (salvo en las provincias de Granada y Almería), en el noreste peninsular, el noreste de Castilla y León, en el norte de Navarra, en las islas Baleares y en áreas de todas las islas Canarias.En este aspecto destacan zonas del litoral de Cataluña, las provincias de Córdoba y Jaén junto con los límites entre Cádiz y Sevilla o el este de Mallorca que están por debajo del 75 % de sus valores normales o incluso la isla de Fuerteventura que no llega al 50 % de su valor medio para el periodo 1981-2010.

Por el contrario, las precipitaciones están por encima de lo normal en gran parte del centro peninsular y levante, en Extremadura, en la mitad este de Castilla-La Mancha, en el este de Andalucía y al norte de las islas de Tenerife y Gran Canaria.

Verano caluroso

Esta situación de menos agua en los embalses peninsulares se podría acrecentar tras el pronóstico de un verano de mucho calor en todo el país, sobre todo cuanto más al sur peninsular, según la predicción de Aemet para los próximos tres meses.En cuanto a las precipitaciones para la estación veraniega, el escenario más probable señala que será seco en casi todo el territorio y con algo menos de precipitación de lo habitual en el noroeste peninsular.

Esta previsión enlaza con la tendencia del verano de 2020, que fue muy cálido, con temperaturas más altas de lo normal por sexto año consecutivo, según datos de Aemet, que también han observado que nueve de los diez veranos más cálidos desde 1965 han tenido lugar en el siglo XXI. EFEverde




Secciones:            
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com