CUMBRE CLIMA

López Uralde urge dar un paso adelante en COP25 porque no se ha avanzado nada

Juantxo López de Uralde, Diputado de Unidas Podemos, ofrece declaraciones a los medios de comunicación, este Jueves, durante la Cumbre del Clima COP25 en Juantxo López de Uralde, Diputado de Unidas Podemos,

El diputado de Unidas Podemos, Juantxo López de Uralde, ha mostrado hoy su “gran preocupación” por el escaso avance en las negociaciones de la cumbre del clima (COP25) y ha pedido dar un paso hacia delante porque, hasta el momento, no se ha avanzado nada.

En la recta final de esta cita, “las cosas no van bien”, ha insistido Uralde para quien es necesario un salto cualitativo que avive las negociaciones: “Los indicadores muestran que estamos llegando sin acuerdos muy importantes y es la hora de dar un golpe en la mesa de algún país y romper el tablero”.

A su juicio, en esta COP se está produciendo una burbuja en la que por un lado van las negociaciones políticas al margen de la realidad que se vive en la calle, donde, desde hace meses, se suceden importantes protestas sociales y de preocupación por la emergencia climática.

Sin embargo -ha continuado- la negociación sigue “lenta, con pies de plomo y sin avances”, y, de seguir así, la impresión es que esta cita climática finalizará sin tan siquiera cerrar el libro del reglamento para el cumplimiento del Acuerdo de París.

Uralde, que fue encarcelado en la cumbre del clima de Copenhague en 2009, ha reprochado también la actitud de los grandes países contaminantes, como China e India que, de momento, no dan muestras de más ambición climática.

En este punto, ha señalado que España también debería aumentar su ambición porque los compromisos actuales que tiene marcados hasta ahora son muy pequeños.

Respecto a las protestas que ayer se sucedieron en la zona azul del plenario de la COP, lideradas por jóvenes activistas y reprimidas por agentes de seguridad, el diputado de Unidas Podemos ha señalado que cualquier reacción que atente contra la sociedad civil es denunciable y hay que rechazarla.

Para el político, las manifestaciones civiles traen aire fresco y muestran el sentir de la calle y el gran problema es que los negociadores de esta cumbre viven ajenos a la realidad que se vive.

“Cuando en una cumbre del clima se empieza a actuar contra la sociedad civil, como ocurrió en Copenhague, se aboca a un fracaso, es un síntoma muy malo, ha concluido. EFEverde

 

Especial informativo COP25 Madrid-Chile en EFEverde

 

 

Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com