Medio millar de personas reciben atención médica tras vertido de aguas residuales en Lima

PERÚ INUNDACIÓN

Atención médica para 500 personas tras un vertido de aguas residuales en Lima

Atención médica para 500 personas tras un vertido de aguas residuales en Lima Más de 500 atendidos por el vertido de aguas fecales en un distrito de Lima. EFE/ Milkhail Huacan

Más de 500 personas han recibido atención médica en Lima tras la inundación de aguas residuales en uno de los distritos más poblados de la capital peruana, que ha generado emergencia ambiental en la zona por el riesgo de enfermedades.

Desde el domingo, cuando se rompió el sistema de desagüe en la urbanización Las Violetas y provocó el vertido de aguas fecales, el ministerio de Salud ha brindado atención médica en ambulancias y puestos médicos alrededor de la zona afectada, donde se han registrado 2.000 damnificados, 138 heridos y daños en 200 casas.
El 13 % de las atenciones han sido por traumatismos leves (golpes y caídas), 3 % por enfermedades diarreicas y 6 % por enfermedades respiratorias debido a la contaminación por las aguas residuales, informó la directora de Gestión de Riesgo de Desastres y Defensa Nacional del ministerio de Salud, Mónica Meza.
También se ha procedido a la vacunación contra el tétanos a 150 afectados que presentan heridas o han tenido contacto con las aguas residuales.
En esta segunda etapa, hemos movilizado medicamentos para brindar atención a los pacientes con enfermedades crónicas“, como los diabéticos, informó Meza.

Decoración navideña tirada en una calle tras la inundación de aguas residuales en el distrito San Juan de Lurigancho. EFE/Milkhail Huacan

Alerta epidemiológica 45 días

El ministerio de Salud lanzó la alerta amarilla para reducir los riesgos en salud por alerta epidemiológica en los establecimientos de salud y ambulancias instaladas en la zona afectada.

Las aguas residuales vertidas en la zona provienen de desagües domésticos e industriales que al mezclarse contienen materias orgánicas, compuestos de nitrógeno y fósforo, patógenos, aceites y grasas, metales pesados y otros químicos tóxicos, que representan un riesgo para la salud de las personas, explica la resolución ministerial que declaró la emergencia ambiental en la zona.

El documento publicado en el diario oficial El Peruano agrega que la declaración de emergencia sanitaria es por un plazo de 45 días, durante los cuales se llevará a cabo el Plan de Acción Inmediato y de Corto Plazo para la atención en el área afectada.

Instalación construida por Odebrecht

El ministro de Vivienda, Javier Piqué, informó que la constructora brasileña Odebrecht, inmersa en un escándalo de corrupción en la región, instaló la tubería de desagüe que este fin de semana colapsó y produjo la inundación de aguas residuales.
“Esta tubería la instaló la constructora de la Línea 1 del Metro, que fue Odebrecht”, declaró Piqué en el Canal N de televisión.
Agregó que las autoridades y la empresa estatal de agua potable y alcantarillado Sedapal excavarán en la zona y determinarán la calidad del material empleado en la tubería para “precisar responsabilidades”.

Inundación de más de un metro de aguas residuales

La emergencia se produjo este domingo en un sector del distrito de San Juan de Lurigancho, con más de 1 millón de habitantes, después de que una tubería de desagüe arrojara aguas residuales que, en algunos puntos, alcanzó una altura de 1,5 metros, lo que dejó algunas casas totalmente inundadas.
Esto llevó a la intervención de bomberos, policías y personal municipal del distrito, que trabajaron para rescatar a los vecinos que estaban atrapados en sus casas y los llevaron a refugios instalados por la municipalidad y hospedajes temporales.EFEverde




Secciones:                
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com