RED NATURA 2000

La Red Natura “bien aprovechada” puede dar muchos beneficios a Extremadura

  • Extremadura cuenta con 156 espacios incluidos en Natura 2000

La Red Natura Imagen de los carácterísticos macizos rocosos del Geoparque Villuercas-Ibores-Jara. EFE/J.J.Guillén

La red Natura 2000 puede, cuando la designación de los espacios que la integran está "bien aprovechada", proporcionar numerosos beneficios y multiplicar las oportunidades económicas de la población local de Extremadura.

El argumento se pone de relieve en un estudio sobre los beneficios y las oportunidades económicas que la red Natura 2000 tiene para las empresas y los territorios de Extremadura, elaborado en el marco del proyecto Life+ Infonatur 2000, una iniciativa financiada por la Unión Europea.

El estudio parte de un dato de la propia Comisión Europea: que la conservación en buen estado de este conjunto de espacios genera unos beneficios socio-económicos valorados entre 200.000 y 300.000 millones de euros al año.

Imagen del río Guadiana a su paso por la ciudad de Badajoz, un espacio perteneciente a la Red Natura 2000. EFE/Raúl Casado

Imagen del río Guadiana a su paso por la ciudad de Badajoz, un espacio perteneciente a la Red Natura 2000. EFE/Raúl Casado

En Extremadura la Red Natura 2000 está formada por 156 espacios que ocupan un 30,2 por ciento de la superficie de la comunidad autónoma; 69 de esos espacios son Zonas de Especial Protección para las Aves (ZEPA) y 87 son Lugares de Interés Comunitario (LIC).

Insiste el estudio en que la conservación de hábitats y especies precisa de una gestión integral del territorio “que contemple a los seres humanos y sus actividades” como un factor más que incide en el sistema natural, y en que “en principio” no existen proyectos o programas incompatibles con la red.

Cuando, por razones de interés público y siempre que no haya otra alternativa viable, es necesario realizar un plan o un proyecto que pueda afectar negativamente a un espacio de la Red Natura 2000, se tienen que adoptar todas las medidas compensatorias que sean necesarias para que se cumplan los objetivos de conservación de la Red.

Red Natura 2000=Ingresos alternativos 

Tampoco está prohibida ningún tipo de actividad agrícola o ganadera, constata el mismo estudio, y subraya además que aunque algunas veces la designación de una zona como Natura 2000 se suele percibir como algo negativo y como un freno al desarrollo económico, esa designación “bien aprovechada” puede proporcionar numerosas oportunidades para la población local.

Entre esas oportunidades, cita el potencial que tienen esos espacios para proporcionar ingresos alternativos, la de servir de reclamo para actividades como el ecoturismo o la educación ambiental, o ser el lugar idóneo para poner en marcha medidas agroambientales que permiten la obtención de alimentos sostenibles y de calidad, como los de producción ecológica.

En ese sentido, el estudio incide en que la nueva Política Agraria Común (2014-2020) prevé importantes partidas económicas para los agricultores que cumplan con prácticas agrícolas beneficiosas para el medio ambiente.

Los recursos naturales, muchos de los cuales están incluodos en la Red Natura 2000, atraen cada vez a un mayor número de turistas extranjeros y españoles. Foto: J.J. Guillén (EFE)

Los recursos naturales, muchos de los cuales están incluidos en la Red Natura 2000, atraen cada vez a un mayor número de turistas extranjeros y españoles. Foto: J.J. Guillén (EFE)

El análisis realizado en el marco del proyecto Lif+ Infonatur 2000 pone de relieve también la importancia de la acuicultura como motor de empleo y dinamizador rural en la Comunidad de Extremadura, y la compatibilidad con las actividades agrícolas, ganaderas y forestales, además de sus beneficios para la conservación de la biodiversidad.

Corrobora también que la caza es una actividad que aporta considerables beneficios sociales, culturales, económicos y medioambientales, que esta actividad está limitada a determinadas especies, y que en las directivas europeas sobre naturaleza no existe “ninguna presunción general contra la actividad cinegética en las zonas de Natura 2000”.

Respecto al turismo y al ocio, el estudio subraya que el turismo de naturaleza está al alza en todo el mundo, y que en el caso de Europa la conservación de la biodiversidad es uno de los criterios que más valoran los visitantes al elegir destino turístico, por lo que la inclusión de un destino en Natura 2000 es una gran oportunidad para su desarrollo social y económico.

Al analizar el urbanismo, señala que la mera inclusión de unos terrenos en la red ecológica Natura 2000 no determina por sí sola que ese suelo no es urbanizable, y que pueden ser objeto de una transformación urbanística compatible con la preservación de los valores ambientales. EFEVERDE

 




Secciones:            
Periodista de la Agencia EFE.

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies