URUGUAY ANTÁRTIDA

La presencia de Uruguay en la Antártida es un “proyecto país”

  • La Antártida es un lugar de interés para la nación que, muchas veces, no se contempla en toda su dimensión

La presencia de Uruguay en la Antártida es un Persona y pingüino observándose. EFE/Iván Franco

EFEverde.- La presencia de Uruguay en la Antártida, que en 2015 cumple 30 años, se trata de "un proyecto país", dijo hoy el presidente del Instituto Antártico Uruguayo (IAU), Claudio Romano.

Uruguay firmó el Tratado Antártico en 1959, pero fue en 1985 cuando el país fue aceptado como miembro pleno y consultivo, adquiriendo voz y voto en el plenario internacional.

“De los 52 estados que integran este tratado, solo 29 tienen el estatus de consultivo, lo que nos ubica en un contexto de privilegio mundial”, aseguró Romano en una entrevista con la Secretaría de Comunicación de la Presidencia de la República.

El presidente del IAU valoró el trabajo que realiza este instituto junto con otros ministerios y organismos para que la Base Científica Antártica Artigas forme parte de un sistema de cooperación destinado a la Antártida como territorio pacífico y únicamente con fines científicos.

“La permanencia de Uruguay en el continente antártico es un proyecto país”, incidió en la entrevista, publicada en la página web de la Presidencia de la República.

No se contempla en toda su dimensión

Rotura de hielo en la isla Rey Jorde, en la Antártida.

Rotura de hielo en la isla Rey Jorde, en la Antártida. EFE/Iván Franco

Con referencia a la actividad internacional, Romano destacó la política de defensa recientemente impulsada por el Estado uruguayo, colocando a la Antártida “en un lugar de interés para la nación”, que muchas veces, a su juicio, no es contemplado en toda su dimensión.

Romano destacó el trabajo de la Administración Nacional de Usinas y Trasmisiones Eléctricas (UTE), con el aporte de generadores, técnicos y con la ejecución del proyecto de eficiencia energética.

También puso en valor el apoyo de la empresa estatal de hidrocarburos Ancap, de la de comunicaciones Antel, de la de abastecimiento de agua OSE y la Universidad de la República, además del Ministerio de Relaciones Exteriores y el Ministerio de Defensa.

“Cada una de las partes debe realizar su correspondiente aporte, porque en definitiva la Antártida es de todos”, aseguró Romano. “Debemos profundizar y comprometernos aún más con el trabajo, pero vamos por el buen camino”, concluyó.

Marca “doctrina”

Para el presidente del IAU, Uruguay, con su actividad permanente en la base y su participación tanto en las investigaciones científicas, como en foros y presentaciones, “marca doctrina”.

Romano explicó que Ancap realiza una donación anual de 150.000 litros, lo que sumado a lo que aporta el IAU, cubren la demanda de los generadores de la base.

Según explicó, cada año los generadores de energía consumen 200.000 litros de gas oil antártico, ya sea para la calefacción, energía eléctrica, transporte, agua o medios de comunicación.

El 60 % del presupuesto del Instituto Antártico Uruguayo se reserva para la compra de combustible, sostuvo el presidente del IAU.

El barco “ROU 26 Vanguardia” llega una vez por año a la Isla Rey Jorge con el combustible, los alimentos, y el material logístico que permite el normal funcionamiento de la base.

Además, otra parte del combustible se destina a los vuelos que durante el año realiza el Hércules C130 de la Armada, que ronda los 60.000 litros por viaje. EFEverde




Secciones:        

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies