BASURAS MARINAS

El plástico tirado al mar acaba en el estómago de peces y aves

El plástico tirado al mar acaba en el estómago de peces y aves basura llevada por el mar hasta la playa. EFE/Larry W. Smith

Una montaña de residuos plásticos recogidos en Hawai, Mar del Norte y el Báltico da una bienvenida poco acogedora a la muestra "Out to sea?"  que el Museum für Gestaltung de Zúrich ha trasladado a Vigo para concienciar sobre el impacto de los residuos plásticos en los océanos.

La mole de desechos que acoge la Fundación Barrié representa el equivalente en volumen a la cantidad de plásticos que llega al medio marino cada cinco segundos según ha explicado el comisario, Christian Brändle sobre esta exposición que recoge también utensilios de la vida cotidiana  que el océano ha transformado.

Las vitrinas están ocupadas por platos que muestran la cantidad de plástico que un animal marino puede llegar a comer, con una ración equivalente y proporcional al peso y talla de un ser humano, y a su lado las fotos de varios cadáveres descompuestos de aves en cuyos estómagos se han encontrado piezas de este material.

Juguetes de plástico o cepillos de dientes se exponen hoy como como elementos arqueológicos de civilizaciones pretéritas, mientras el visitante contempla el mapa de los seis “giros” –manchas de basura plástica detectadas en los océanos– más grandes del Pacífico Norte.

Precisamente un artículo de 2009 sobre el hallazgo de estas grandes manchas fue el germen de “Out to sea?“, según ha revelado Brändle, quien ha llamado la atención sobre el hecho de que apenas el 15% de la basura permanece en la superficie, otro tanto llega a la costa y el 70% restante se instala en el lecho marino.

Paneles sobre el tiempo que tardan y el tipo de descomposición de diferentes elementos plásticos, y sobre los diferentes usos y procesos de reciclaje completan una muestra cuyo fin es “concienciar” sobre la necesidad de cambiar hábitos y costumbres porque esta “catástrofe medioambiental no es irreversible”,  según el director de Patrimonio y Cultura de la Fundación Barrié, José Enrique Fernández Varela.

Varias fotografías de aves en descomposición intoxicadas por el plástico en sus estómagos. EFE/Salvador Sas

Varias fotografías de aves en descomposición intoxicadas por el plástico en sus estómagos. EFE/Salvador Sas

Ha subrayado que los malos hábitos de consumo y gestión del plástico “inciden en los ecosistemas marinos pero acaban revirtiendo en nosotros mismos”, un aspecto en el que Brändle se ha mostrado de acuerdo y ha indicado como ejemplos las bolsas de plástico de los supermercados, los embalajes de comida rápida , las partículas plásticas de las cremas exfoliantes o incluso las prendas ecológicas fabricadas a partir de residuos PET “que al lavarse se desprenden en gran cantidad”. EFEverde

 

 




Secciones:            
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies