UE ENERGÍA

La CE quiere potenciar el desarrollo de la energía marina

La CE quiere potenciar el desarrollo de la energía marina

La Comisión Europea (CE) presentó hoy un plan de acción para impulsar el desarrollo de la energía marítima y su comercialización, cuya pieza fundamental es la creación de un Foro de la Energía Marina en el que participarán empresas, organizaciones e instituciones públicas.

“Queremos potenciar la fuerza de los océanos y mares europeos par producir energía y desarrollar tecnologías que además den a nuestra industria europea la posibilidad de exportar”, explicó el comisario de Energía, Gunther Oettinger, en la presentación del plan de acción en Bruselas.

“Se trata de política industrial, de puestos de trabajo y de seguridad de abastecimiento energético”, añadió.

En este sentido, la comisaria de Asuntos Marítimos, Maria Damanaki, destacó que esta energía “podría cubrir hasta el 80 % de las necesidades energéticas (de la Unión Europea) hasta 2030 y que el sector “podría crear 40.000 empleos hasta 2035”.

La energía marina se produce gracias a la fuerza de las olas y las mareas y corrientes de los océanos, pero también aprovechando los cambios de temperatura o salinidad del agua.

De acuerdo con la CE esta energía renovable tiene un gran potencial de crecimiento pero se encuentra en una fase “crítica” ya que es necesario que se pase de los prototipos a la comercialización de las tecnologías.

Los principales retos que enfrenta son los altos costes de esta tecnología, el difícil acceso a la financiación, los problemas en las infraestructuras (la dificultad para ensamblar las redes o para acceder a puertos adaptados, por ejemplo); así como las trabas administrativas y su posible impacto sobre el medio ambiente.

Por ello, el Ejecutivo comunitario ha creado un Foro de la Energía Marina, en el que participarán organizaciones dedicadas a la investigación, empresas del sector, operadores de red y autoridades de licencias, así como representantes de las instituciones nacionales encargadas de la política energética y de la Unión Europea (UE).

Los resultados deberán plasmarse en una hoja de ruta que se hará pública en 2016.

“Este Foro es un actor muy importante en el desarrollo de la política. Financiación, normas, procedimientos de licencia, todo eso hay que desarrollarlo para tener una tecnología madura”, explicó Oettinger.

En el capítulo de financiación el comisario dejó claro que los fondos para sostener el desarrollo de la industria y la tecnología deberán proceder del sector privado, e indicó que prevén crear una mesa de trabajo en el seno del Foro para ocuparse de la elaboración de planes de negocio y del estudio de los costes de la tecnología.

“La venta (de la energía) debe compensar los costes de instalación (de los generadores)”, señaló Oettinger, quien aclaró que se trata de una colaboración financiera que no implicará la participación mayoritaria de la UE en los proyectos.

Los comisarios explicaron que Bruselas “puede dar financiación para el lanzamiento (del sector) como hizo con la energía eólica offshore (en alta mar)” y precisaron que las prioridades de financiación se dirigen a la comercialización de la tecnología.

La CE no precisó cifras sobre la inversión que realizará ni los costes, un dato que emplazó a la presentación de la hoja de ruta en 2016.

Desde Bruselas destacaron que la energía oceánica permitirá reducir la dependencia de combustibles fósiles y aumentar la cuota de energía renovable en la red, al mismo tiempo que contribuirá a generar empleos en las zonas costeras. EFE




Secciones: