INVESTIGACIÓN ANTÁRTIDA

La Antártida almacenó grandes cantidades de CO2 durante la Edad de Hielo

  • Una investigación ha demostrado la existencia de grandes depósitos de CO2 en el fondo del océano Austral durante el período de la Edad de Hielo.

La Antártida almacenó grandes cantidades de CO2 durante la Edad de Hielo Antártida uruguaya.

EFEVERDE.- Una investigación en la que ha participado el Instituto de Ciencias  y Tecnologías Ambientales (ICTA-UAB) ha demostrado la existencia de grandes depósitos de CO2 en el fondo del océano Austral durante el período de la Edad de Hielo, cuando los niveles de CO2 atmosférico eran muy bajos.

La investigación, que publica hoy la revista “Nature”, también alerta de los elevados niveles de incremento de las concentraciones de CO2 en la actualidad, que no tienen parangón en el pasado.

Hace 20.000 años, cuando los humanos eran cazadores nómadas y recolectores, las bajas concentraciones de CO2 en la atmósfera sumieron la Tierra en la Edad de Hielo.

Durante décadas de investigación, los motivos por los que el CO2 fue tan bajo durante este periodo han sido muy difíciles de descifrar.

Ahora, esta nueva investigación, en la que ha participado el investigador del ICTA-UAB Eric Galbraith muestra que buena parte de la respuesta se encuentra en las profundidades del mundo.

Las muestras de sedimentos del fondo marino, obtenidas a más de 3 kilómetros bajo la superficie del océano cerca de la Antártida, apoyan la antigua hipótesis que apuntaba a la existencia de más CO2 disuelto en el fondo del océano Austral cuando los niveles de CO2 eran muy bajos en la atmósfera.

“La huella química dejada en los sedimentos es la evidencia largamente buscada que había grandes depósitos de carbono en el fondo del océano cuando el CO2 atmosférico era inferior”, según ha explicado el científico Sam Jaccard, investigador de la Universidad de Berna y autor principal el estudio.

Los investigadores saben ahora que este carbono adicional quedó atrapado en las profundidades marinas por la materia orgánica muerta acumulada, tal como habían sospechado durante mucho tiempo.

El trabajo asegura que “ha quedado claro que esta acumulación y emisión del CO2 almacenado en el fondo del mar durante la Edad de Hielo fue provocada por lo que estaba sucediendo en el océano alrededor de la Antártida”.

El nuevo estudio también muestra que estos mismos procesos se encuentran detrás de una serie de oscilaciones naturales en las concentraciones atmosféricas de CO2.

Los investigadores consideran que estas oscilaciones naturales probablemente estuvieron causadas por cambios en la cantidad de polvo depositado sobre la superficie oceánica, que fertiliza el crecimiento del fitoplancton, así como por los cambios en la emisión del carbono desde el fondo marino debido la variación de las corrientes marinas.

Galbraith ha afirmado que mientras que estas oscilaciones naturales se produjeron en los océanos a lo largo de miles de años, las concentraciones atmosféricas de CO2 han crecido en 20 partes por millón en tan sólo 9 años debido a las emisiones humanas.

“Los niveles actuales de incremento del CO2 son tan rápidos que resulta muy difícil compararlos con las variaciones naturales”, ha alertado Galbraith, quien ha afirmado que “estamos entrando en un territorio para el que no tenemos un buen análogo climático en el pasado”. EFEverde




Secciones:        
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies