BIODIVERSIDAD BOSQUES

Jóvenes en riesgo de exclusión participan en reforestación del Cabo de Creus

  • La repoblación ha culminado este mes de febrero con la plantación de 35.000 árboles

Jóvenes en riesgo de exclusión participan en reforestación del Cabo de Creus Parque Natural de Cabo de Creus. EFE/Robin Townsend

Efeverde.- Hasta 11 jóvenes en riesgo de exclusión social han participado en las tareas de reforestación de la Sierra de Rodes en el Parque Natural del Cabo de Creus (Gerona), gracias a las cuales ha sido posible recuperar una superficie de 28,5 hectáreas, según un comunicado facilitado por Bosques Sostenibles.

Este Parque Natural, ubicado al noreste de Cataluña muy cerca de la frontera con Francia, tiene una superficie de 190 kilómetros cuadrados “de un extraordinario valor paisajístico” aunque el pastoreo desarrollado hasta mediados del siglo XX y los grandes incendios forestales que castigaron la región -el último de ellos, en el año 2000- deterioraron severamente su masa forestal.

Otras actividades humanas, así como las condiciones meteorológicas, han condicionado además la salud de su cubierta vegetal y provocado la disminución de la biodiversidad, además de una pérdida de riqueza de su suelo debido a la erosión, por lo que se había convertido en una zona “muy seca y rocosa”.

La repoblación, que ha culminado este mes de febrero, ha supuesto la plantación de 35.000 árboles, entre los que figuran especies como el pino piñonero, el pino blanco, la encina, el alcornoque y el roble, además de árboles de fruto autóctonos para alimento de la fauna avícola, precisa el comunicado.

Los jóvenes que han participado en la reforestación lo han hecho a través de una cooperativa de trabajo asociado y empresa de inserción social sin ánimo de lucro, E.I. Foresterra, que ofrece formación a personas en riesgo de exclusión social de entre 18 y 22 años para que puedan desarrollar un proyecto de vida en el sector agroforestal.

Para David Sánchez, uno de los ingenieros forestales de Bosques Sostenibles que han participado en este proyecto, se trata de una acción medioambiental -que a partir de ahora tendrá un “seguimiento exhaustivo” incluyendo labores de mantenimiento durante los primeros años- pero también de una “emotiva intervención social” que implica “la suma de esfuerzos en la búsqueda del bien común”.

Plantar árboles, resume esta compañía especializada en iniciativas de responsabilidad social corporativa, es una “vía fácil, económica, emotiva y eficaz para combatir el cambio climático” y afianzar el compromiso con la sostenibilidad. Efeverde.




Secciones:            
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com