BIODIVERSIDAD MARINA

El Gobierno regula las actividades humanas en el mar para su conservación

El Gobierno regula las actividades humanas en el mar para su conservación Vista del Mar Mediterráneo desde un punto de la isla de Cabrera. Efe/ Isabel Pita / jb

El Consejo de Ministros ha aprobado este viernes el Real Decreto de Estrategias Marinas por el que se regulan los trámites de autorización de las actividades humanas en el mar, para hacerlas compatibles con los objetivos de su conservación.

Este Real Decreto desarrolla el procedimiento de la tramitación de los informes de compatibilidad que ha de emitir el Ministerio para la Transición Ecológica (Miteco), según indica una nota de prensa de este Ministerio.

Además, establece los criterios de compatibilidad de las actividades con los objetivos de conservación marcados en cada una de las cinco estrategias marinas de España, para las demarcaciones marinas: noratlántica, sudatlántica, del Estrecho y Alborán, levantino-balear y canaria.

Miteco, explica en la nota informativa, que las actuaciones sujetas al ámbito de aplicación de este Real Decreto tienen que ver con “aquellas que requieran la ejecución de obras o instalaciones en las aguas marinas, su lecho o su subsuelo, la colocación o depósito de materias sobre el fondo marino, así como los vertidos”.

Las actuaciones que deben contar con un informe de compatibilidad acorde con las estrategias marcadas por el Ejecutivo son, entre otras, los sondeos exploratorios y la explotación de hidrocarburos en el subsuelo marino, el almacenamiento geológico de gas o dióxido de carbono o la instalación de gasoductos y oleoductos sobre el lecho marino o enterrados sobre el mismo.

Asimismo, el Gobierno ha tenido en consideración la minería submarina, la regeneración o creación de playas, la construcción de nuevas infraestructuras portuarias, energías renovables en el mar o la señalización de áreas ecoturísticas.

Documento “preceptivo y vinculante”

El documento será “preceptivo y vinculante”, especifica Miteco, quien señala que en las actuaciones que puedan afectar directa o indirectamente a espacios marinos protegidos de competencia estatal, “tendrá en cuenta los valores protegidos presentes en esos espacios, los planes de gestión de los mismos y la normativa específica que los regule”.

Cuando la actuación se localice sobre entornos naturales protegidos de gestión autonómica, el informe de compatibilidad con la estrategia marina respetará “lo indicado en el informe previo de la administración autonómica competente para la gestión de dichos espacios”.

Vigencia

El Gobierno asegura que, con carácter general, el informe de compatibilidad tendrá un periodo de vigencia de cuatro años desde su notificación y, si en ese plazo, la actuación no ha sido ejecutada, se deberá solicitar para la misma un nuevo informe.

Así, las previsiones del Real Decreto, en cuanto a la emisión del informe de compatibilidad, serán de aplicación “en aquellos procedimientos iniciados y aún no finalizados a su entrada en vigor”.

Medio marino 

La estrategias marinas, indica el Gobierno, “son la principal herramienta de planificación del medio marino a la que deberán ajustarse las diferentes políticas sectoriales y actuaciones administrativas”.

Estas estrategias “persiguen proteger y preservar el medio ambiente, incluyendo su biodiversidad, para evitar su deterioro y recuperar los ecosistemas marinos en las zonas que se hayan visto afectados negativamente”. EFEverde




Secciones:                
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com