Medioambiente residuos

El Gobierno mejorará la gestión de residuos de RAEE, pilas y acumuladores

Vertedero en Yuncos (Toledo). EFE/Luis Guijarro

El Consejo de Ministros ha aprobado este martes un Real Decreto destinado a mejorar la gestión de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (RAEE) y de pilas y acumuladores, a propuesta del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (Miteco).

De acuerdo con un comunicado remitido por el Miteco, el nuevo documento modifica dos textos previos -el Real Decreto sobre pilas y acumuladores y la gestión ambiental de sus residuos de 2008 y el que afectaba a residuos de aparatos eléctricos y electrónicos de 2015- con el fin de incorporar las modificaciones introducidas en 2018 en las directivas comunitarias que regulan ambos flujos de residuos.

A partir de ahora, los residuos de pilas y acumuladores que contengan sustancias como el litio o el níquel metal hidruro adquieren la clasificación específica de “residuo peligroso” y tendrán que ser gestionados teniendo en cuenta esta característica.

En cuanto a la normativa relativa a los RAEE, “se clarifica su ámbito de aplicación”, al incidir en que, desde agosto de 2018, se aplica a todos los aparatos eléctricos y electrónicos y no sólo a categorías determinadas, lo que permite una clasificación “más sencilla y coherente” con sus requisitos de tratamiento específico.

El texto concreta los objetivos de gestión que deben cumplir los productores de RAEE, incluido el peso de los aparatos recogidos, y ordena los compromisos que estos asumen directamente distinguiéndolos de las que es preciso cumplir a través de los sistemas de responsabilidad ampliada. 

Los sistemas colectivos podrán realizar actividades complementarias siempre que sean financiadas “de forma voluntaria” y sólo por los productores que decidan participar en ellas, adecuando el importe de su garantía financiera al 25 %, ya que la actual -el 100 % del coste medio anual de gestión de los RAEE- resultaba “excesiva”, según la nota ministerial.

El nuevo Real Decreto aportará “más fiabilidad” a la hora de fijar objetivos de recogida nacional de RAEE, además de introducir un mecanismo para “flexibilizar los objetivos de recogida separada” -sin alterar el objetivo nacional de cumplimiento, que permanece igual- y mejorar la coordinación de los responsables de este tipo de reciclaje.

Además, el documento refuerza el control de aparatos eléctricos y electrónicos procedentes de terceros países, al forzar a la inclusión “de forma visible” del número de inscripción en el Registro Integrado Industrial en la acreditación documental de la importación de estos dispositivos. EFEVerde




Secciones:                
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com