BIENESTAR ANIMAL

Francia prohibirá, en cuatro años, la venta de huevos de gallinas enjauladas

Francia prohibirá, en cuatro años, la venta de huevos de gallinas enjauladas Mural que representa una gallina en las calles de Canarias

París  (EFE).- El Gobierno francés anunció ayer que la venta de huevos frescos criados por gallinas enjauladas se prohibirá a partir de 2022 en el país, donde solo se podrán adquirir los de animales crecidos al aire libre, considerados más saludables, mientras que PACMA ha pedido que España siga su ejemplo y aplique también esta medida.

“En 2022, los huevos frescos se venderán de criaderos al aire libre y no de los de jaulas. Se trata de un compromiso de nuestra campaña (electoral) y lo mantendremos”, aseveró el ministro de Agricultura, Stéphane Travert, en una entrevista organizada por los medios Europe 1-CNews-Les Echos.

Algunas cadenas de supermercados en Francia se han adelantado a la entrada en vigor de esta propuesta -aún por aprobar- y solo venden huevos procedentes de criaderos al aire libre.

Sin embargo, su producción en masa en criadores con jaulas no se detendrá en Francia, pues se seguirán utilizando para los productos transformados a base de huevos.

Según organizaciones medioambientales, los huevos de gallinas enjauladas son perjudiciales para los animales, ya que viven apiñados en espacios cerrados sin luz natural, y para la salud humana, pues las gallinas están más expuestas a enfermedades.

PACMA pide lo mismo en España

El Partido Animalista ha anunciado que pedirá que se prohíba en España la venta de huevos de gallinas criadas en jaulas.

“Seguiremos trabajando para que España también prohiba las jaulas. Si no quieren escucharnos, lo exigiremos desde Europa”. La presidenta del Partido Animalista, Silvia Barquero, se muestra decidida a luchar porque España siga los pasos de Francia y prohíba la venta de huevos criados por gallinas en jaulas.

España es uno de los países con más gallinas enjauladas de la Unión Europea con más de 35 millones de gallinas confinadas en diminutas jaulas. Esto les provoca un horrible cautiverio que les genera sufrimiento, estrés y graves enfermedades físicas y psicológicas. Además, la “solución” al problema que la ley llama jaulas enriquecidas no supone ninguna mejora sustancial y no asegura el bienestar de los animales.




Secciones:        

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies