HURACANES ATLÁNTICO

Expertos de EEUU prevén 5 huracanes en el Atlántico esta temporada

  • Los pronósticos publicados por la Universidad  Estatal de Colorado cada mes de abril durante los últimos 34 años han sido correctos en el 79 por ciento de los casos

Expertos de EEUU prevén 5 huracanes en el Atlántico esta temporada Expertos de EEUU prevén 5 huracanes en el Atlántico esta temporada. EFE/NASA

Francisco Miraval.- EFEverde.- La temporada de huracanes en la cuenca atlántica, que comienza oficialmente el 1 de junio, tendrá una "actividad promedio", con doce tormentas tropicales y cinco huracanes, dos de ellos de alto poder destructivo, estimaron hoy los expertos de la Universidad Estatal de Colorado (CSU, en inglés).

En su pronóstico anual, el investigador en jefe del proyecto, Philip J. Klotzbach, señaló que la formación de los huracanes se verá afectada este año por el debilitamiento del fenómeno de El Niño y las bajas temperaturas en el Atlántico Norte.

“Anticipamos una probabilidad promedio de grandes huracanes tocando tierra en la costa de Estados Unidos y en el Caribe”, dijo Klotzbach al presentar el informe durante la Conferencia Nacional de Clima Tropical en South Padre Island, en Texas.

Existe, indicó, un 50 % de probabilidades de que un huracán afecte a la costa atlántica de Estados Unidos y de un 30 % de que llegue a Florida o el Golfo de México. En cuanto al Caribe, esas posibilidades llegan al 40 %.

Klotzbach y su equipo predicen, gracias al estudio de 29 años de datos históricos sobre los huracanes, que se formarán doce tormentas tropicales, que en conjunto estarán activas durante 50 días. Estas incluyen cinco huracanes, dos de ellos “muy fuertes”.

El investigador Philip J. Klotzbach señaló que la formación de los huracanes se verá afectada este año por el debilitamiento del fenómeno de El Niño y las bajas temperaturas en el Atlántico Norte. Efectos en una playa del paso de un huracán en Dominicana.

El investigador Philip J. Klotzbach señaló que la formación de los huracanes se verá afectada este año por el debilitamiento del fenómeno de El Niño y las bajas temperaturas en el Atlántico Norte. Efectos en una playa del paso de un huracán en Dominicana. EFE/Orlando Barría

“Como sucede en todas las temporadas de huracanes, se les recuerda a los residentes de la costa que basta que un huracán llegue a tierra para que se considere una temporada activa para esos residentes, que deben preparase para cada temporada, sin importar cuánta actividad de huracanes se haya predicho”, agregó.

Sin embargo, indicó que “la cuenca del Atlántico tiene la mayor variabilidad de un año a otro entre todas las cuencas de ciclones tropicales en el mundo”.

“No podemos decir exactamente dónde van a golpear las tormentas, sino sólo qué tipo de temporada esperamos. Los pronósticos serán cada vez más precisos a medida que avance la temporada y por eso damos varios pronósticos cada año. El que publicamos hoy es sólo el primero”, dijo Klotzbach a Efe.

Los siguientes pronósticos se publicarán en junio, julio y agosto, este último “con un alto grado de detalle” en anticipación del inicio de la época más activa de huracanes en el Atlántico.

En todos los casos, los pronósticos se basan sobre datos desde 1982 a 2010, cuando se implementó el nuevo Sistema de Reanálisis de Pronósticos de Clima (CFSR), que sirve para anticipar con mayor certeza la llamada “energía ciclónica acumulada” (ACE, en inglés) que luego origina los huracanes.

Pronósticos correctos en un 79%

Los pronósticos publicados de CSU cada mes de abril durante los últimos 34 años han sido correctos en el 79 por ciento de los casos, mientras en ese período los pronósticos de huracanes basados en clima (no en probabilidades) fueron correctos en el 68 por ciento de los casos.

En 2015, por ejemplo, CSU predijo tres huracanes (uno de gran potencia) y cuatro tormentas y se observaron en realidad cuatro huracanes (dos de gran potencia) y 11 tormentas.

Este año, dijo Klotzbach, la diferencia de temperatura entre el agua tibia del Atlántico tropical y el agua fría del Atlántico norte provocará cambios en los patrones de las corrientes del Atlántico, reduciéndose así la probabilidad de grandes huracanes.

“Pero sin importar los pronósticos, la gente tiene que entender que se necesita una sola tormenta para que la temporada de huracanes sea activa para esa persona”, concluyó. EFEverde

 

 

 




Secciones:                
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies