ESPECIES INVASORAS

Especies invasoras: una amenaza acuciante para la salud pública

Especies invasoras: una amenaza acuciante para la salud pública Mosca negra y mosquito culex. Foto: José Ramón Ladra

Las especies exóticas invasoras no sólo implican un gasto económico para las administraciones o un peligro para la biodiversidad autóctona, también amenazan la salud de las personas, como es el caso de mosquitos, moscas y otros insectos, favorecidos por el cambio climático y los movimientos migratorios.

Procedentes de continentes como Asia y África, algunos de estos insectos campan ya a sus anchas por Europa, donde se ha reconocido la presencia de cinco especies de mosquitos invasores y se ha interceptado a una sexta.

Las especies exóticas en el Conama

Así se puso de manifiesto en el reciente Congreso Nacional de Medio Ambiente (Conama 2018), donde distintos expertos debatieron sobre los retos que supone la gestión de las especies invasoras para las administraciones, desde el punto de vista científico y técnico.

Según José Francisco Gómez Sánchez, profesor del Departamento de Biodiversidad, Ecología y Evolución de la Universidad Complutense de Madrid (UCM), algunas de estas especies son vectores de enfermedades y de infecciones y tienen una distribución muy extendida favorecida por los movimientos de las personas entre países, “lo que les ayuda a completar su ciclo de manera muy eficaz”.

Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), el 23 por ciento de las muertes en todo el mundo están relacionadas con factores medioambientales, tanto físicos, como químicos o biológicos, y son estos últimos los que implican organismos vivos.

Insectos invasores

En este apartado se encuentran las bacterias, los virus, las biomoléculas y los parásitos, pero también “los vectores u organismos que transmiten un agente infeccioso de un ejemplar infectado a otro que no lo está”, como una mosca o un mosquito, ha subrayado el profesor Gómez Sánchez.

Y muchos de los vectores “tienen el carácter de invasor y exótico”, como el mosquito tigre, procedente del continente asiático, cuya rápida y agresiva expansión por África, América, Europa y el Pacífico representa una creciente amenaza para la salud pública.

Estos vectores transmiten enfermedades como el dengue, el virus del Nilo Occidental, el virus de Crimea-Congo o el paludismo, entre otros, por lo que su presencia en lugares donde no son autóctonos conlleva la dispersión de agentes patógenos que “en ocasiones también han sido introducidos”.

El Centro de Investigación Ecológica y Aplicaciones Forestales (CREAF-UAB) ha confirmado recientemente el hallazgo en la Península de la conocida como hormiguita de fuego, procedente de América del Sur, cuya picadura es molesta para los humanos, pero puede dejar ciegos a los animales si les clava su aguijón en el ojo.

Por otro lado, un estudio de la Fundación para la Conservación del Quebrantahuesos sobre los efectos del cambio climático en esa especie en peligro de extinción en el Pirineo central ha constatado la presencia en esa zona de alta montaña de insectos portadores de enfermedades de origen africano, con incidencia directa sobre su mortalidad.

Se trata del mosquito Cullex, vector del virus de la fiebre del Nilo Occidental, y de la mosca negra, transmisora de la malaria aviar, ambos procedentes de África y que afectan principalmente a las aves, aunque pueden optar por otras presas, incluso humanos.

Cambio climático

Según ese estudio, el cambio climático influye de forma directa sobre esos artrópodos porque son de sangre fría y las temperaturas más suaves les favorecen y permiten alargar mucho su periodo de actividad.

Además, “se acortan los ciclos de maduración de las larvas, los ejemplares adultos tienden a picar más y la pluviometría incrementa su tasa de supervivencia”, ha señalado José Francisco Gómez, lo que le convierte en “reservorios de enfermedades que pueden llegar a ser endémicas”.

Para este experto, pese a que de momento no hay alarma de salud pública, “el riesgo real de descuidar el seguimiento de estos vectores puede conllevar y conlleva peligros para el ser humano”.




Secciones:            
Redactora de la Agencia EFE, adscrita al departamento de EFEverde. Licenciada en Ciencias de la Información, año 1989 Fecha de nacimiento: 21 septiembre 1966 Lugar de nacimiento: Madrid