CAMBIO CLIMÁTICO

Escrivá (divulgador): hay que repensar la dimensión de las acciones ambientales

Escrivá (divulgador): hay que repensar la dimensión de las acciones ambientales El autor del libro, el divulgador y experto Andreu Escrivá.

Es necesario "repensar la dimensión" de las acciones orientadas a combatir el cambio climático, que han de buscar un cambio de modelo colectivo y no centrarse en "actuaciones individuales", ha expresado el divulgador ambiental Andreu Escrivá con motivo de la nueva edición de su libro "Aún no es tarde".

Según este divulgador, muchas veces las administraciones premian actitudes como el uso de bombillas de bajo consumo o el paso al vehículo eléctrico, cuando el “verdadero cambio” estaría en “el cambio a un proveedor de energía verde”, en el primer caso, o el abandono del “automóvil privado” por otros modelos de movilidad y urbe, en el segundo.

Aún no es tarde

Portada de “Aún no es tarde”.

Escrivá ha publicado recientemente la traducción al castellano de su libro “Encara no és tard” (“Aún no es tarde”), que había sido ganador en 2016 del XXII Premio Europeo de Divulgación Científica “Estudi General” de la Universidad de Valencia.

Aquel año, según el autor, suponía un escenario “de esperanza” posterior al Acuerdo de París y anterior a la victoria electoral de Donald Trump en Estados Unidos; desde entonces se han producido cambios, “para bien y para mal”.

Si bien han bajado los precios de las energías renovables, ha aumentado el número de demandas ambientales en tribunales o se ha visto el compromiso de China o la India por restringir sus emisiones, también “se ha perdido el impulso” de la COP 21 y parece “muy difícil” evitar superar los 2º C a nivel global, según lo acordado entonces.

Sin embargo, “aún no es tarde para evitar un cambio climático desbocado” que conlleve “migraciones y extinciones masivas, una caída total del rendimiento de los cultivos o un mundo sin hielo”, ha expresado el divulgador y también experto en ecosistemas.

Acciones estratégicas

Para ello es necesario “comenzar a aplicar estrategias de adaptación y mitigación a nivel mundial” para no perder el control sobre los procesos naturales ya que “si dejamos que el mundo entre en otra dinámica” no habrá vuelta atrás.

El mar, por ejemplo, es una auténtica “bomba de relojería” que muchas veces se olvida y que puede estallar cuando “se sature” y deje de absorber -“como ha hecho hasta ahora”- el 20 % del CO 2 emitido y el 90 % del calor generado, ha indicado el ambientólogo.

Divulgar sobre el cambio climático no es fácil, “ya que hay una parte del mensaje que cuestiona el modo de vida del ciudadano”, ha reconocido Escrivá.

Y es que la “incomodidad” social que plantean mensajes “útiles” para luchar contra el calentamiento, como serían “la reducción del consumo de carne, del transporte en avión o del número de hijos”, así como sus implicaciones sobre determinados sectores económicos, actúan como barrera para ser emitidos desde la administración.

Además, la divulgación actual ha de superar el mensaje planteado por el “ecologismo clásico”, que tuvo “muchas victorias” pero es “disperso” al “centrarse en el marco del salvar al planeta” y no en el ser humano, las ciudades y los ecosistemas “que le permiten vivir”.

Un mensaje real

Para generar un cambio de conciencias, hay que comunicar sobre la realidad más inmediata de la gente, como ejemplifica Escrivá al explicar que “si se alcanza la subida de 2º C a nivel global, el aeropuerto de Barcelona será submarino, o la paella de los domingos no será con pescado del Mediterráneo”.

Tampoco se puede mantener el foco en “las futuras generaciones” y hay que comenzar a hablar “en presente”, sobre los efectos que ya está teniendo este fenómeno, antes de que sea “demasiado tarde”.




Secciones:        

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies