UE MEDIOAMBIENTE

Miembros de la CE y del CdR buscan estrategias para cumplir las metas de energía de forma sostenible

Miembros de la CE y del CdR buscan estrategias para cumplir las metas de energía de forma sostenible Recurso de archivo EFEverde

Miembros de la Comisión Europea (CE) y del Comité Europeo de las Regiones (CdR) celebraron una nueva reunión de la Plataforma Técnica para la Cooperación en Medioambiente, un encuentro en el que debatieron cómo cumplir las metas de energías renovables sin afectar al entorno en el proceso.

Durante la conferencia, que tuvo lugar en Bruselas, miembros del CdR, que representan a las ciudades y regiones europeas, y funcionarios de las áreas de energía y medioambiente del Ejecutivo comunitario abordaron herramientas y estrategias para ayudar a las autoridades locales a conjugar el cumplimiento de los objetivos con las restricciones de las directivas europeas sobre naturaleza.

El objetivo, señalaron los participantes, es continuar desarrollando las infraestructuras de energía renovable para cumplir con las metas sin impactar el entorno, en elementos como el paisaje o la fauna y la flora de los lugares donde se construyen.

Este sería el caso, por ejemplo, de un proyecto para instalar molinos generadores de energía eólica, que suponen un cambio significativo en el paisaje de la zona en la que han sido colocados y cuya construcción puede destruir hábitats y ecosistemas locales.

El vicepresidente de la comisión de Medioambiente del CdR, Roby Biwer, subrayó la relevancia de la acción a nivel regional en materia de desarrollo de energías renovables y consideró que “hay un reconocimiento creciente” del papel de los entes locales para cumplir las estrategias europeas de biodiversidad.

“Creo que en el caso de las energías renovables, sin importar el marco nacional, tenemos la capacidad de progresar más rápido y de forma más eficiente”, afirmó Biwer, también miembro del consejo municipal de la localidad luxemburguesa de Bettembourg.

El director de Capital Natural de la Comisión Europea, Humberto Delgado, recordó, por su parte, que los costes de desarrollo de estas tecnologías están cayendo en todo el mundo, y que se trata de un sector que emplea ya a 1,4 millones de personas, cifra que esperan doblar para 2030.

El oficial de la dirección general de Medioambiente de la Comisión Europea, Fotios Papoulias recordó que la gestión de las áreas de la red Natura 2000 requiere “evitar actividades dañinas que pudieran impactar significativamente las especies y hábitats” por los que se incluyó a la zona en esta red.

“No se prohíben nuevos desarrollos, sino que se juzga caso a caso”, explicó Papoulias.

El oficial del Ejecutivo comunitario explicó que durante la evaluación del proyecto se sigue un protocolo que revisa si el impacto de una obra es negativo o desconocido, si hay alternativas a la infraestructura o si se puede necesitar un permiso especial de Bruselas por interés del público.

En la conferencia también participó la miembro de la oficina europea de WWF Sabien Leemans, especializada en biodiversidad, que advirtió de que la transición comunitaria a una energía baja en carbono “no será verdaderamente sostenible hasta que reduzca sus emisiones sin dañar la naturaleza”. EFEverde




Secciones:                
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com