COLOMBIA SEQUÍA

Emergencia por una grave sequía en Casanare (Colombia)

una niña tomando agua de un vaso roto en una ranchería a las afueras de Uribia (Colombia). Una niña tomando agua de un vaso roto. EFE/STR

Las actividades sísmicas de perforación petrolera, la construcción de vías, la ganadería y los cultivos de arroz tuvieron “grave” incidencia en la sequía que a comienzos de año vivió el departamento del Casanare, según un informe de la Contraloría publicado este martes.

El organismo de control señaló también que hay una presunta responsabilidad de Corporinoquia, la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales (ANLA), la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH) y el municipio de Paz de Ariporo, uno de los más afectados por la sequía.

La Contraloría señala que “la ANH ha desatendido recomendaciones de sus propios manuales de actividades de exploración sísmica, encaminados a conocer el estado del recurso hídrico superficial y subterráneo previo a las labores de exploración”.

Dentro de los principales resultados de la actuación de la Contraloría se encontró que las actividades de ganadería y cultivos de arroz en Paz de Ariporo aportan modificaciones sustanciales de largo plazo de las fuentes de agua.

Paz de Ariporo

En Paz de Ariporo, el municipio que más sufrió la intensa sequía en el Casanare, la Contraloría encontró que hay superposición de exploración de hidrocarburos y una intensa actividad de perforación de pozos exploratorios “con lo que no se debe descartar la posible contribución o afectación (…) en la emergencia ambiental”.

Una señora lavando ropa en un recipiente, en una ranchería a las afueras de Uribia (Colombia).

Una señora lavando ropa en un recipiente, en una ranchería a las afueras de Uribia (Colombia). EFE/STR

La sequía que afectó al Casanare en los primeros meses del año causó la muerte de más de 20.000 animales, entre silvestres y bovinos, arruinó cultivos y afectó el abastecimiento de agua a varios municipios.

 La semana pasada la Defensoría del Pueblo denunció que 15 niños de comunidades indígenas del departamento de La Guajira han muerto este año por enfermedades causadas por la falta de agua y alimento asi que algunos habitantes de diferentes ciudades y pueblos de Colombia se sumaron a una campaña ciudadana de donación de agua para regiones de La Guajira, un árido departamento del extremo norte del país agobiados por una grave sequía. 

En marzo del año pasado, el Instituto Geográfico Agustín Codazzi (IGAC) señaló en un estudio que la fuerte sequía en el Casanare pudo haber sido causada la extensión de cultivos hacia la zona del páramo del Cocuy, la ganadería en exceso, la poca retención de agua del suelo, la actividad petrolera y la poca productividad de los suelos. EFEverde




Secciones: