CAMBIO CLIMÁTICO

El ministro peruano Manuel Pulgar optimista sobre las gestiones para combatir el #cambioclimático

  • “Con lo que se logró en Lima y hasta el momento actual se han dado algunos momentos que aseguran que el proceso va a ser exitoso”, afirmó el ministro peruano, que lleva meses volcado en este proceso.

El ministro peruano Manuel Pulgar optimista sobre las gestiones para combatir el #cambioclimático Manuel Pulgar EFE/Miguel Rajmil

Naciones Unidas (EFEverde).- El ministro peruano del Ambiente, Manuel Pulgar-Vidal, se mostró hoy optimista sobre el curso de las negociaciones globales para hacer frente al cambio climático y definir "el nuevo paradigma de desarrollo".

“El mundo en 2030 y 2050 va a ser significativamente distinto al actual”, afirmó el alto funcionario peruano en una entrevista con Efe en los pasillos de una reunión de alto nivel para analizar los desafíos que se enfrentan por el calentamiento global.

La reunión en la sede de la ONU se desarrolla a mitad de camino entre la vigésima Conferencia de las Partes de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP20), que se celebró en Lima, y la COP21, que tendrá lugar en diciembre en París.

“Con lo que se logró en Lima y hasta el momento actual se han dado algunos momentos que aseguran que el proceso va a ser exitoso”, afirmó el ministro peruano, que lleva meses volcado en este proceso.

Las negociaciones buscan poner límite a las emisiones de CO2 para combatir el calentamiento global y superar el fracaso de la cumbre sobre el cambio climático que hubo en 2009 en Copenhague y llegar a París con un compromiso firme.

Entre las decisiones que se adoptaron en la COP20 de Lima figura la de que cada país presente antes del primero de octubre próximo sus compromisos particulares para la reducción de gases de efecto invernadero, un proceso que se está realizando ahora.

Según el ministro peruano, la tercera parte de los países han presentado su propios compromisos cuantificables, fundamentalmente los países desarrollados, mientras que las naciones en vías de desarrollo están en proceso de elaborarlos.

Aun así, insistió en que si no se cumple con ese plazo, no habrá sanciones económicas, pero “la sanción moral va a ser dura para aquellos que no quieran cumplir”.

Pulgar-Vidal se refirió a las reuniones que ha habido en los últimos meses y las que habrá antes de la cumbre de París y en las que se ha venido definiendo el texto que se firmará en la COP21, pero también resaltó los esfuerzos para ampliar aún más ese debate.

En ese sentido, destacó las acciones para incorporar a actores no estatales, en una iniciativa que se busca pueda ser formalizada en la cumbre de París.

Recordó que el cambio climático será uno de los temas que se analizará en Nueva York durante una cumbre sobre los Objetivos del Desarrollo del Milenio de la ONU que habrá a fines de septiembre próximo.

“Creo que todavía tenemos que tomar alguna acción más concreta de movilización de recursos, como señal política positiva, en relación a las finanzas climáticas”, añadió el ministro peruano.

Como parte del impulso que viene adquiriendo el tema en la agenda internacional mencionó la reciente encíclica del papa Francisco sobre el cambio climático, que calificó como “muy valiosa” y como un “enfoque realista”.

“Tiene frases importantes, como la importancia que tiene la ciencia y la tecnología, pero a veces el uso irresponsable que hacemos del poder que da la ciencia y la tecnología, y la poca consideración que tenemos sobre los límites del planeta”, agregó.

Consultado sobre los riesgos de que el cambio climático pierda interés en la agenda internacional en favor de otras preocupaciones mundiales, como la expansión de la violencia de grupos radicales islámicos, dijo que el tema del calentamiento global “hay que mirarlo siempre con una misión de largo y mediano plazo”.

“Estamos en un momento cuyas decisiones van a marcar el futuro de lo que es el paradigma del desarrollo en el mundo”, insistió.

Admitió que cualquier discusión global para la reducción de contaminantes “siempre va a ser sensible”.

“Somos una sociedad que ha vivido acostumbrada desde el inicio de la era industrial al uso de una fuente de energía, y estos cambios toman su tiempo y tienen un proceso de maduración”, recalcó.

Pero, con la mirada puesta en París, todas las naciones, tanto las desarrolladas como las que están en vías de desarrollo, “tienen algo de voluntad, y algo de resistencia, lo que es típico de una negociación”.

“Creo que el diálogo va a encaminar estas diferencias para lograr resultados concretos”, insistió el ministro peruano. EFEverde

ag/mvs/lnm




Secciones:                
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies