Ecosistema

El ecosistema leonés de Babia y Luna da otro paso para ser Parque Natural

  • El proyecto de Ley del Parque Natural del  Consejo de Gobierno facilita la preservación del  hábitat del ecosistema leonés de Babia y Luna.

El ecosistema leonés de Babia y Luna da otro paso para ser Parque Natural Oso cantábrico. EFE/ J.L.CEREIJIDO

EFE. El oso cantábrico, la perdiz pardilla, el gorrión alpino o el halcón peregrino que habitan en el ecosistema leonés de Babia y Luna han dado un paso más en la preservación de su hábitat, 57.628 hectáreas, que cuentan desde hoy con un proyecto de Ley de Parque Natural aprobado en Consejo de Gobierno.

Babia y Luna constituyen uno de los ecosistemas más representativos de la Cordillera Cantábrica que abarca la totalidad de los municipios de San Emiliano y Sena, y, parcialmente, la de los municipios de Los Barrios de Luna y Cabrillanes.

Su declaración como Parque Natural busca “conservar y proteger los valores naturales, vegetación, flora, fauna, hábitats, paisaje y el modelado geomorfológico del entorno preservando la biodiversidad de los ecosistemas”, según la referencia del Consejo de Gobierno.

Destaca la diversidad de su vegetación y fauna, entre las que se encuentra el oso pardo cantábrico y las poblaciones de aves ligadas a ambientes alpinos como la perdiz pardilla, gorrión alpino, alimoche, águila culebrera y halcón peregrino.

Protección oso pardo cantábrico:

La protección de este territorio es esencial por la presencia del oso pardo cantábrico ya que constituye una vía de conexión entre ejemplares del núcleo oriental y occidental.

Además, según las mismas fuentes, la zona tiene un gran valor histórico, cultural y etnográfico al pervivir en la zona usos y costumbres de la montaña leonesa.

Este Parque, una vez que concluya la tramitación del proyecto de Ley en las Cortes regionales, pasará a formar parte de la Red de Espacios Naturales de Castilla y León, constituida por dos parques nacionales, dos parques regionales, doce parques naturales, cinco reservas naturales y seis monumentos naturales.

La ley plantea como objetivo esencial la preservación, mantenimiento y fomento de los conocimientos y usos tradicionales del territorio que sean compatibles con el objetivo de conservación del patrimonio natural y la biodiversidad extendiendo los beneficios de esas prácticas en la gestión del parque.

Identidad paisajística:

También se destaca como fin prioritario la preservación de la identidad paisajística del espacio natural velando por mantener la calidad visual y la función ecológica del mismo y se considera fundamental la coordinación de las iniciativas de conservación, restauración y mejora ambiental y social de las actividades que se desarrollen en el parque.

El proyecto de ley se articula en cuatro artículos, cinco disposiciones finales y un anexo que delimita el ámbito territorial del parque natural.

Este texto ha pasado por el periodo de información pública, cuenta con el visto bueno del Consejo Regional de Espacios Naturales Protegidos de Castilla y León, el informe de la Junta de Castilla y León, los pertinentes informes jurídicos y el dictamen preceptivo del Consejo Consultivo.

En otro expediente, la Junta ha aprobado hoy la prórroga en 2015 del contrato de seguros que cubre los daños causados por animales de caza sobre la agricultura y ganadería de las reservas nacionales cinegéticas, lo que supondrá 525.370 euros.EFEverde




Secciones:        
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies