AVES CONSERVACIÓN

​​Ecologistas promueven una campaña para proteger aves insectívoras urbanas

Golondrinas polluelos Pollos de golondrina reclaman comida desde su nido en la terraza de una casa. EFE/Katia Christodolou

Madrid 21 may (EFE).- Dar a conocer la importancia de la conservación del vencejo, la golondrina y el avión común, tres especies de aves urbanas insectívoras que representan un apoyo natural contra las plagas, es el objetivo de la campaña ‘Las tres mosquiteras’, presentada este viernes por Ecologistas en Acción.

De acuerdo con un comunicado de la ong, el vencejo común (Apus apus), la golondrina común (Hirundo rustica) y el avión común (Delichon urbicum), son las aves insectívoras con mayor presencia en las ciudades españolas pero “se encuentran en claro declive”.

Según sus datos, la evolución de sus poblaciones en primavera entre 1998 y 2019 certifica una disminución del 27,2 % en los ejemplares del vencejo común, mientras que en el caso de la golondrina el descenso supera el 30 %, lo que supone la pérdida de en torno a un millón de golondrinas al año.

DESTRUCCIÓN DE NIDOS

Estas especies regresan cada primavera a las ciudades y pueblos del territorio español para reproducirse y nidificar y, “aunque aportan un beneficio indudable en el control de plagas que afectan tanto a los cultivos como a nuestra salud”, son recibidas “en muchas ocasiones” con acciones como “la eliminación de zonas de cría o la destrucción de nidos”.

Y es que tanto los aviones, como las golondrinas y vencejos comunes “ubican sus nidos en edificios”, lo que “es a veces visto como un problema para la estética y la limpieza de estos lugares”.

La destrucción de sus zonas de cría también está relacionada con las reformas de los edificios donde se asientan: ”cierre de huecos, eliminación de aleros y la construcción de nuevos edificios de paredes completamente lisas”, cambios que no les permiten colonizar los espacios urbanos.

AVES INSECTÍVORAS Y PLAGUICIDAS

De todas formas, una de sus principales amenazas es el uso de plaguicidas, “que acaban con su fuente de alimento y merman su capacidad reproductiva”, ya que su dieta se compone principalmente de insectos como “moscas, mosquitos, chinches y pequeños escarabajos”.

Estudios científicos han encontrado en el tracto digestivo de algunas especies de vencejo localizadas en territorio español “hasta 445 presas ingeridas, de las cuales más del 99 % eran insectos”, por lo que la capacidad de ingesta de estas aves supone un proceso ecosistémico “esencial” para el ser humano, como control natural de plagas.

UN APOYO NATURAL CONTRA LAS PLAGAS

En el caso del vencejo común y la golondrina, se trata de “depredadores naturales de especies de insectos que son una amenaza para los cultivos”, y también de los que son vectores de enfermedades infecciosas que afectan al ser humano.

La campaña ‘Las tres mosquiteras’ “trabajará para que los Ayuntamientos de las ciudades y pueblos españoles adopten medidas urbanísticas que favorezcan la conservación de las poblaciones de estas especies”.

Otras iniciativas incluyen el establecimiento de nuevas colonias de estas aves y evitar posibles molestias a la población, además de crear herramientas para facilitar el censo de poblaciones. EFEverde




Secciones:                
EFEverde, la plataforma global de periodismo ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com