DOÑANA AGRICULTURA

WWF: El regadío y los pozos ilegales siguen creciendo en Doñana

WWF: El regadío y los pozos ilegales siguen creciendo en Doñana Fotografía de archivo proporcionada por la organización ecologista WWF de un pozo ilegal en Doñana.

La organización ecologista WWF ha denunciado, ante la próxima visita de una comisión de eurodiputados, que el regadío y los pozos ilegales continúan creciendo en el entorno de Doñana.

WWF ha criticado la falta de medidas “contundentes” del Gobierno central y de la Junta de Andalucía para luchar contra el “robo” de agua y el crecimiento de la agricultura de regadío ilegal, “que está asfixiando el acuífero y poniendo en riesgo la biodiversidad y la salud del espacio de Doñana”.

Regadíos

Un nuevo informe de esta organización alerta del crecimiento de la superficie de regadío legal e ilegal en la corona forestal de Doñana, ha informado la organización en una nota de prensa.

Tras analizar las campañas de cultivos de 2016, 2017 y 2018, el total de nuevos regadíos intensivos se ha cuantificado en 364,9 hectáreas, de las que 179 hectáreas se ubican dentro de la demarcación hidrográfica del Guadalquivir y 185,9 hectáreas están dentro de la demarcación hidrográfica de los ríos Tinto, Odiel y Piedras.

El Plan especial de la fresa, aprobado en 2014, contempla la eliminación de la superficie de regadío ilegal en la corona forestal de Doñana, ha recordado WWF, que ha denunciado que sin embargo, y a pesar del riesgo de “colapso hídrico” al que se enfrenta el acuífero, el regadío sigue creciendo.

Pozos

La Junta de Andalucía, según esta organización, no es capaz de controlar la transformación ilegal y la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir -dependiente del Ministerio de Transición Ecológica- no clausura las captaciones ilegales que riegan fincas sin permiso.

WWF ha insistido en que la mala situación de las aguas en Doñana, tanto superficiales como subterráneas, está afectando a los ecosistemas y especies de las que dependen.

Entre los efectos percibidos destaca el descenso de las poblaciones de aves acuáticas que requieren una marisma en buen estado, como la cerceta pardilla, críticamente amenazada.

Por otro lado, varias especies de peces han desaparecido mientras aumentan las especies invasoras: durante este verano por ejemplo, se ha observado el cangrejo azul en las marismas y en el estuario del Guadalquivir.

Juan Carlos del Olmo, secretario general de WWF España ha señalado que esta organización va a poner en conocimiento de los parlamentarios europeos que los esfuerzos realizados hasta el momento por la Junta de Andalucía y el Ministerio de Transición Ecológica “no son suficientes”.

“Necesitamos medidas más ambiciosas para detener esta situación insostenible, como declarar en riesgo el acuífero de Doñana, eliminar la superficie ilegal de regadío y cerrar los pozos ilegales y aumentar los esfuerzos de las administraciones para luchar contra el robo del agua”, ha señalado Del Olmo. EFEverde




Secciones:                
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com