CONTAMINACIÓN MADRID

Madrid registra mínimos históricos en los niveles de dióxido de nitrógeno, según estudio

Vista de la Puerta de Alcalá en Madrid sin tráfico el 16 de marzo. EFE/Mariscal/ARCHIVO

Los niveles de dióxido de nitrógeno (NO2) en Madrid descendieron en un 60 % en la segunda quincena de marzo – inicio del confinamiento por la crisis sanitaria del coronavirus-, registro que representa el mínimo histórico en los últimos 19 años, según un estudio del área de Meteorología de eltiempo.es

Este es el índice más bajo registrado desde 2001, ha explicado a EFE la responsable del área de Meteorología de eltiempo.es, Mar Gómez, quien ha señalado que esta situación se debe “a la reducción del tráfico y de la actividad industrial por el confinamiento”.

Descenso del dióxido de nitrógeno (NO2) en la segunda quincena de marzo

El estudio realizado del 15 al 31 de marzo en las 12 estaciones de medición de calidad del aire del Ayuntamiento de Madrid, muestra los niveles más bajos de NO2, “índice histórico en las dos últimas décadas en Madrid”, según Gómez

De las 12 estaciones de medición en Madrid, las seis más próximas a arterias centrales es donde “se evidencian de forma más patente los cambios en la calidad del aire“.

En todas las estaciones se han registrado “los niveles mínimos de partículas contaminantes durante el confinamiento”, salvo en la de la Casa de Campo que es la que menos acusa la reducción del tráfico rodado, según el análisis.

En la comparativa entre los índices de 2020 y el año anterior, la estación de Escuelas Aguirre (muy cerca de la Puerta de Alcalá) registra “un descenso mayor con el 57 % de las emisiones de dióxido de nitrógeno, cuando es una de las que suele tener los valores más elevados”.

Las estaciones de Arturo Soria (64 %), Cuatro Caminos (61 %), o las de Moratalaz y Avenida Ramón y Cajal (59 %) también han registrado un descenso en los índices de dióxido de nitrógeno.

Uno de los principales causantes de la mala calidad del aire

circulación- tráfico-vias urbanas- madrid

Poco tráfico en el Paseo de la Castellana, en Madrid, el pasado 17 de marzo. EFE/Mariscal/ARCHIVO

El año 2002 fue el año con mayor concentración de partículas de NO2, con cerca de 60 microgramos por metro cúbico (ug/m3). Mientras que en 2020 ese índice se encuentra actualmente por debajo de los 20 ug/m3, un 70 % menos, según eltiempo.es

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda un valor de 40 ug/m3 de media anual.

Sin embargo, 2020 no es el primer año en el que se registran “descensos en las concentraciones de dióxido de nitrógeno”, la diferencia está en que en años anteriores al confinamiento, esos índices coincidían “con la inestabilidad meteorológica o que la Semana Santa caí en el mes de marzo”.

Según Gómez el análisis se ha realizado solo con el “dióxido de nitrógeno porque es uno de los principales contaminantes que emiten los vehículos, que tienen menor periodo de residencia en la atmósfera y, por lo tanto, ese descenso se iba a ver reflejado”.

Pero, también, porque en “las bases de datos del Ayuntamiento a las que se puede acceder públicamente, solo existen series temporales con datos homogéneos del dióxido de nitrógeno que se mantienen en el tiempo contantes para todas las estaciones“.

“Otras series temporales no están completas”, como en el caso “del ozono o no hay una distribución homogénea de esos datos”, ha explicado la doctora en física de eltiempo.es

Tóxico para la salud

Mar Gómez ha manifestado que “todos los estudios del sistema de observación europeo Copernicus con los satélites Sentinel”, que también ha sacado para España, “se están basando en este contaminante” porque va muy asociado al cese del tráfico rodado que justamente hemos tenido con el confinamiento.

El díoxido de nitrógeno es uno de los gases de efecto invernadero (GEI) provocado por los vehículos en el tráfico rodado y por las centrales térmicas, y es tóxico para la salud.

Según estimaciones de 2012 de la OMS, la mala calidad del aire provoca anualmente 4,2 millones de defunciones prematuras.

Mar Gómez ha manifestado que “es altamente probable que cuando la situación vuelva a la normalidad la contaminación vuelva a elevarse y los índices de calidad del aire empeoren notablemente, salvo cambios drásticos o la adopción de medidas para cambiar el tipo de movilidad que tenemos”.

Las medidas que habría que tomar “son las que tenemos fijadas para el año 2030 de reducción de las emisiones y entre ellas están la de potenciar el transporte público, los vehículos no contaminantes, y la industria que ayuda a que se eleven estos niveles de polución pero para ello es necesario una transformación social, económica, empresarial y en todos los ámbitos”, según Gómez.

Potenciar la movilidad sostenible

Es algo que ya se lleva anunciando “desde hace algunos años para cumplir con los objetivos internacionales, pero no se están viendo unos progresos en ese sentido con grandes pasos”.

En Madrid “tenemos Madrid Central, pero en las localidades del extrarradio dependen del vehículo, no hay una red de transporte público suficientemente potenciada para que la gente deje el coche en casa”.

Los cambios deberían “ir hacia una transición de movilidad mucho más sostenible”, ha asegurado la experta de eltiempo.es EFEverde

Te puede interesar:

La contaminación cae un 68 % en Madrid y 65 % Barcelona en la última semana

 




Secciones: