El difícil acceso a la zona dificulta la extinción del fuego de Tivissa

 El difícil acceso a la zona dificulta la extinción del fuego de Tivissa

Tivissa (Tarragona), 16 jun (EFE). El difícil acceso a la zona, de momento sólo posible con medios aéreos, dificulta la extinción del fuego que desde ayer por la tarde quema en la Mola de Bellerils, una zona montañosa situada entre las localidades de Tivissa y Rasquera (Tarragona), han confirmado los Bomberos de la Generalitat.

El alcalde de Tivissa, Jordi Jardí, desplazado a la zona del incendio, ha confirmado a Efe “la enorme dificultad que tienen los Bomberos para acceder a esta zona por tierra, hecho que implica que la extinción sólo pueda llevarse a cabo por vía aérea”.

A la espera del parte oficial de Bomberos de la Generalitat, Jardí ha avanzado que en este momento se estiman en casi “100 hectáreas quemadas de vegetación de pino mediterráneo”, en un incendio que, según el alcalde, “tiene llamas de una dimensión considerable debido a la combustión de este tipo de vegetación”.

Durante esta mañana operan en la zona 3 helicópteros y 4 aviones de vigilancia y ataque, que se suman a las 30 dotaciones terrestres preparadas para intervenir cuando el fuego alcance zonas más accesibles.

Está previsto que se transporte con helicóptero a efectivos que trabajarán con herramientas manuales, mientras los camiones buscarán zonas de emplazamiento en las dos pistas forestales desde donde se puedan aplicar maniobras de extinción al perímetro del fuego.

El operativo también está formado por efectivos del cuerpo de Agentes Rurales, de las ADF y del cuerpo de los Mossos d’Esquadra.

Los Mossos d’Esquadra han desalojado esta noche, como medida preventiva, a 19 personas de 13 masías de la zona del sudoeste del incendio, cuyos vecinos, en este momento, se encuentran en el Albergue Municipal de Tivissa.

“Aunque no esperamos que el fuego llegue a estas casas, ha sido un acierto el desalojo para prevenir cualquier peligro de daños personales”, ha dicho Jardí desde el lugar de los hechos.

Los Bomberos de la Generalitat continúan trabajando en un incendio declarado ayer  en Tivissa  (Tarragona) donde ha sido desalojada una veintena de personas de trece masías de la zona, informan los Bomberos.

Protección Civil ha puesto en prealerta el plan Infocat durante la pasada noche y los Bomberos de la Generalitat, ante la imposibilidad de poder acceder a la zona del incendio, han aplicado una táctica defensiva y el fuego se ha mantenido en la zona de confinamiento.

Además, el viento de mistral no ha entrado con la intensidad prevista.

Esta mañana un helicóptero está haciendo un vuelo de reconocimiento para valorar la evolución del incendio y a las 07.00 horas han empezado a incorporarse los medios aéreos (3 helicópteros y 4 aviones de vigilancia y ataque).

Además, se transportarán en helicóptero efectivos que trabajarán con herramientas manuales y los camiones buscarán zonas de emplazamiento en las dos pistas forestales desde donde se puedan aplicar maniobras de extinción al perímetro del fuego.

Aun cuando en la zona de confinamiento del incendio no había ninguna masía habitada, como medida preventiva efectivos de los Mossos d’Esquadra han desalojado a 19 personas de trece masías de la zona sudoeste del incendio.

Según datos de los Bomberos de la Generalitat, el fuego habría afectado, por el momento, entre 40 y 50 hectáreas de vegetación.

El operativo también está formado por efectivos del cuerpo de Agentes Rurales, de las ADF y de los Mossos.

El fuego, al parecer provocado por un rayo, se halla en la sierra de la Cruz, una zona de difícil acceso situada entre Tivissa y Rasquera. EFE




Secciones: