INUNDACIONES FILIPINAS

Daños en Filipinas por lluvias e inundaciones superan 4,8 millones de dólares

Daños en Filipinas por lluvias e inundaciones superan 4,8 millones de dólares Imagen tras las inundaciones en Filipinas

Los daños causados por las intensas lluvias e inundaciones esta semana en Filipinas debido al paso de tres ciclones consecutivos superan ya los 4,8 millones de dólares (unos 4,2 millones de euros), informaron hoy fuentes oficiales.

Además de los daños en infraestructuras y agricultura, el temporal también ha destruido totalmente nueve viviendas en varios puntos del país y causado daños en otras 147, según el Consejo Nacional de Gestión y Reducción del Riesgo de Desastres (NDRRMC, en inglés).

Estos daños se deben al embate esta misma semana de las tormentas tropicales Son-Tinh y Ampil, y una depresión tropical que azota desde el sábado el país, que han intensificado las lluvias de los monzones.

El paso sobre el archipiélago de esa tercera depresión -llamada Josie por los servicios de meteorología de Filipinas- ha obligado a elevar la alerta roja en las provincias de Cavite, Batangas y Bataan, en el norte del país.

En esas regiones, ubicadas en el centro de la isla de Luzón, ya se han registrado a lo largo del día fuertes inundaciones que llegaban hasta el nivel del pecho de los transeúntes.

También están en alerta naranja -el segundo nivel de tres- por riesgo de inundaciones las provincias de Manila, Zamabales y Laguna, también en la isla de Luzón.

Varios municipios bajo estado de calamidad

Tras las lluvias de la última semana, el NDRRMC ha declarado el estado de calamidad en varios municipios de las regiones de Bulacan, Cavite, Bataan e Ifugao, así como en el distrito de Marikina en Manila.

En ese distrito, el río que lleva el mismo nombre superó está mañana los 17 metros de altura, lo que obligó a evacuar a unos 5.000 residentes en las proximidades de la rivera.

Según el último boletín de la agencia de meteorología PAGASA, la depresión Josie se situaba a las 17.00 hora local (9.00 GMT) a 330 kilómetros al noreste de Batanes, en el extremo norte del país.

La depresión, que arrastra vientos sostenidos de 55 kilómetros por hora y rachas de 65 kilómetros, está previsto que abandone el área de responsabilidad de Filipinas en la madrugada del lunes, aunque todavía habrá tormentas y fuertes chubascos en el país. EFE




Secciones:        
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies