FRANCIA CLIMA

La convención ciudadana por el clima pide a Macron cambiar la Constitución

convención ciudadana por el clima Fotografía de Emmanuel Macron. Archivo EFE/ Simon Dawson

La convención ciudadana por el clima creada por el presidente francés, Emmanuel Macron, y formada por 150 personas elegidas por sorteo entregó este domingo las conclusiones de sus trabajos, entre ellas una modificación de la Constitución mediante un referéndum.

La asamblea, que Macron convocó en respuesta a las protestas de los “chalecos amarillos” y que debía formular propuestas para reducir en diez años un 40 % las emisiones de gases de efecto invernadero, presentó a la ministra francesa de Transición Ecológica, Elizabeth Borne, más de 150 recomendaciones para “cambiar en profundidad la sociedad”.

Entre las propuestas figura someter a referéndum la inclusión de la lucha contra el cambio climático en la Carta Magna o la creación de un delito de “ecocidio”.

La convención tan solo descartó una de las proposiciones: reducir la jornada laboral de 35 a 28 horas.

Macron se comprometió en enero a respetar las conclusiones del grupo de ciudadanos para buscar soluciones a la emergencia climática, “en un espíritu de justicia social”.

Precisamente, una medida dirigida a proteger el clima, la subida del impuesto a los carburantes, detonó las protestas de los “chalecos amarillos”, que se originaron en pequeñas ciudades y pueblos donde el uso del automóvil es en muchas ocasiones imprescindible.

La convención, que aprobó las propuestas por un 95 % de votos, sugiere añadir en el preámbulo de la Constitución la siguiente frase: “La conciliación de los derechos, libertades y principios que resultan de ella no podría comprometer la preservación del medio ambiente, patrimonio común de la humanidad”.

Y también quiere agregar al primer artículo del texto fundamental: “La República garantiza la preservación de la biodiversidad y del medio ambiente y lucha contra el cambio climático“.

Otras iniciativas son la renovación energética obligatoria de todos los edificios de aquí a 2040, la limitación del consumo de energía de los inmuebles, garantizar una alimentación “menos animal y más vegetal”, reducir el uso de pesticidas, acabar con el sobreconsumo o disminuir el transporte por carretera.

Macron recibirá a los miembros de la asamblea para abordar con ellos sus conclusiones, que deberían servir para modelar un  próximo discurso en el que planteará sus prioridades para sus dos últimos años de mandato y en el que probablemente anunciará una remodelación gubernamental. EFEverde

Te puede interesar:

La Ley del Clima de Europa abre la senda hacia neutralidad climática en 2050

 

 




Secciones:                    
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com