PLANES HIDROLÓGICOS

Consenso “amplísimo” y algunas protestas en la revisión de los planes hidrológicos

  • El Consejo de Ministros ha certificado este viernes a través de dos reales decretos la revisión de todos los planes hidrológicos bajo su control y cuatro bajo control autonómico.

Consenso Fotografia de archivo del río Duero. EFE/Jesús de la Calle

EFEverde.- El Gobierno ha aprobado hoy la revisión de los planes hidrológicos para el período 2016-2021, una normativa que según la ministra de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, ha contado con un consenso "amplísimo" aunque ha suscitado protestas en varias comunidades autónomas.

España cuenta con un total de 25 demarcaciones hidrológicas, de las cuales 12 son de competencia nacional (al ser su ámbito de influencia de más de una comunidad autónoma) y 13 son de competencia autonómica (al circunscribirse a una única región).

Lo que el Consejo de Ministros ha certificado este viernes a través de dos reales decretos es la revisión de todos los planes hidrológicos bajo su control (en las demarcaciones hidrográficas del Cantábrico occidental y el oriental, Duero, Tajo, Guadiana, Ebro, Guadalquivir, Miño-Sil, Segura, Júcar, Ceuta y Melilla) y cuatro bajo control autonómico (Galicia costa, Cuencas Mediterráneas andaluzas, Guadalete-Barbate y ríos Tinto, Odiel y Piedras).

Medidas

En el caso de los primeros, se incluyen más de diez mil medidas que se aplicarán gracias a una inversión de 15.000 millones de euros, mientras que los segundos dispondrán de otros 2.500 millones.

Algunos colectivos ya se han manifestado a favor de estos planes, como es el caso de la Federación Nacional de Comunidades de Regantes de España, cuyo presidente Andrés del Campo ha dicho que “estamos contentos” aunque “nos gustaría también tener un Plan Hidrológico Nacional”.

Una aspiración que a Del Campo se le antoja más difícil debido “a la contaminación política del agua” y “los intereses localistas de las comunidades autónomas” para adoptar decisiones que impliquen trasvases u otras soluciones alternativas.

Y es que García Tejerina ha insistido hoy en el elevado grado de acuerdo alcanzado durante el proceso de elaboración de unos planes “complejos” que, en el seno del Consejo Nacional del Agua (principal órgano consultivo del Estado en la materia) “en el peor de los casos, han sido aprobados con un apoyo mayoritario del 80 %”, pero ya se han escuchado algunas voces de protesta por su aprobación.

Recursos

Es el caso del gobierno regional de Castilla-La Mancha, que ha anunciado este mismo viernes su intención de recurrir ante el Tribunal Supremo los planes hidrológicos del Tajo, Segura, Júcar y Guadiana por considerar que “perjudican gravemente” los intereses de su región al no fijar un “reparto equitativo de agua entre todas las regiones”.

El secretario general de la Unión de Pequeños Agricultores castellanomanchegos también ha anunciado un recurso y ha propuesto a las plataformas en defensa de estos ríos y a las comunidades de regantes que vayan unidos ante los tribunales.

Mientras tanto, en Zaragoza el presidente del Partido Aragonés y portavoz en las Cortes, Arturo Aliaga, ha calificado de “paso atrás” el plan hidrológico del Ebro por suprimir la inscripción de la reserva hídrica de 6.550 hm3 en el Registro de Aguas lo que llevará a Aragón a quedarse “sin beneficios para los regantes, sin energía más barata y con menos posibilidades de dinamizar y modernizar la economía”.

En Cataluña, la Plataforma en Defensa del Ebro también recurrirá ante el Tribunal Supremo primero y ante la Comisión Europea después el plan del Ebro ya que, según su portavoz Susanna Abella, “nace muerto, exactamente igual que el anterior”.

Esta misma tarde, la Plataforma en Defensa del Ebro ya ha convocado en Tortosa (Tarragona) la primera concentración de protesta mientras empieza a preparar manifestaciones.

Mejoras

Otro punto que ha querido subrayar García Tejerina ha sido el de las mejoras medioambientales, incluyendo el incremento de los llamados caudales ecológicos (flujos necesarios de agua que deben contener los ríos para impedir su deterioro) hasta sumar 3.250, el de las reservas fluviales (para preservar tramos en buen estado ecológico) que se amplía hasta 135 y el empleo de 1.100 millones de euros para saneamiento y depuración.

Para las entidades ecologistas no es suficiente, como denuncia el experto en agua de SEO/Birdlife, Roberto González, quien asegura que los nuevos planes no sólo están “desconectados” de la realidad hídrica española sino que incumplen la normativa europea al favorecer una visión del agua como “recurso comercial, en lugar de un recurso a proteger”.

WWF España también se ha mostrado crítica al afirmar que “van contra la economía y la gente” porque “no contribuyen a la conservación, a la protección, ni a la mejora del medio ambiente” y además “no promociona el uso racional y sostenible de los recursos hídricos”. EFEverde




Secciones:                
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies