PALEONTOLOGIA

Circamustela peignei el mustelido de dientes punzantes que habitó Madrid hace 9 millones de años

Circamustela peignei Cedida MNCN

Circamustela peignei, así se llama el pequeño carnivoro que habitó hace nueve millones de años en el área de Madrid y que poseía una dentadura más especializada para consumir carne que otros de su género y época,  ha informado el Museo Nacional de Ciencias Naturales (MNCN-CSIC) .

Un equipo de investigadores ha descubierto en un yacimiento de Torrejón de Velasco (Madrid) esta nueva especie de mustélido que vivió en la Península Ibérica.

Los fósiles de esta especie corresponden a cuatro individuos del género Circamustela, de los que se han encontrado cráneo y mandíbula, y que han sido descritos por investigadores del MNCN-CSIC, el Institut Català de Paleontología Miquel Crusafont y el Museo Iziko de Sudáfrica, entre otras instituciones.

“En un principio pensamos que se trataba de restos de otra especie descrita en 1967; sin embargo, las características dentales demostraron que se trataba de una especie más primitiva”, explica el investigador del MNCN Jorge Morales. 

La familia de los mustélidos incluye a los tejones, nutrias, hurones, comadrejas, martas y glotones.La investigación se ha llevado a cabo mediante el estudio directo de los fósiles y también mediante técnicas como tomografía computerizada de rayos X, que permitieron ver tanto el interior de los huesos como partes que a simple vista se encuentran en lugares de difícil acceso.

Dientes esbeltos y punzantes

Esta especie, de talla similar a la marta o garduña europea, posee dientes más esbeltos y punzantes, adaptados a un mayor consumo de carne, en comparación con otros mustélidos similares con los que convivieron en el periodo del Mioceno (hace 9 millones de años).

Los restos estudiados fueron descubiertos en el yacimiento de Batallones-3 y 5, en Cerro de los Batallones, en la localidad de Torrejón de Velasco (Madrid).Este es uno de los yacimientos más importantes del Mioceno de Eurasia y África, en el que se encuentra una gran diversidad en carnívoros y otros vertebrados terrestres.

Para Morales, esta investigación posee gran importancia porque completa y aumenta la diversidad de carnívoros conocida en el yacimiento de Batallones: junto a otros grandes carnívoros como tigres dientes de sable, osos y perros-osos, también existió un gremio de medianos y pequeños carnívoros de gran interés compuesto por mofetas, martas, tejones y otros mustélidos. EFE




Secciones:            
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com