BOSQUES LIBRO

Carlos De Hita: La naturaleza se cuenta a través de los sonidos

Bosques_cubierta Web Portada del libro facilitada por el Real Jardín Botánico de Madrid. EFE

Lourdes Uquillas.- “La naturaleza se cuenta a través de los sonidos”, asegura Carlos de Hita, especialista en el paisaje sonoro de España y autor de un libro en el que recopila 74 grabaciones y descripciones de un archivo que lleva haciendo desde hace más de treinta años por toda la geografía.

El libro ‘Viaje visual y sonoro por los bosques de España’ (Anaya Touring), publicado en octubre pasado y en proceso de reimpresión, se presenta este miércoles en la biblioteca del Real Jardín Botánico (RJB-CSIC) de Madrid dentro del ciclo ‘El jardín escrito’.

Los sonidos de la naturaleza

Porque la “naturaleza se cuenta a través de los sonidos, un lugar no se conoce si no lo puedes escuchar”, sostiene en una entrevista con EFE De Hita, quien ha recorrido España recuperando los sonidos del mundo natural.

Durante la presentación en el Botánico se podrán escuchar muchos de estos sonidos, porque cada bosque, hayedo, robledal o pinar tiene sus sonidos, así como cada estación con sus animales y plantas, sostiene, “todos con su particularidad”.

El audio libro recorre los bosques españoles desde los Pirineos, los pinares de alta montaña hasta lugares de Canarias, desde el amanecer hasta la noche, desde un día de invierno hasta una noche de verano, “la diversidad es total”.

En los 74 bosques “hay un calendario sonoro y una jerarquía sonora de toda la geografía española”, desde el silencio de una nevada hasta el jolgorio de una laurisilva llena de pájaros cantando en primavera, las chicharras cantando en los pinares de Castilla y León, del calor del frío, hasta del fuego, explica.

Empobrecimiento del paisaje sonoro

Y a pesar de esa riqueza natural, De Hita explica que en los treinta años que lleva recorriendo la geografía española, “hemos perdido la mitad de aves en Europa, no de especies sino de ejemplares”. Fruto de ello, dice,”actualmente suenan la mitad de animales e instrumentistas que sonaban cuando yo empecé a grabar”.

Y esto se nota “porque el paisaje sonoro actualmente es más monótono, más monocorde”, por ejemplo, hoy en día “no se podría grabar a los urogallos, actualmente al límite de la extinción”.

La crisis ambiental “se nota”, asevera, porque el paisaje sonoro es un “termómetro” de la misma, y donde más se percibe es en los bosques de ribera, en las lagunas, en los bosques de llanura, en las estepas, en las dehesas, en los bosques más asociados a los sistemas agrícolas.

Sin embargo, “la crisis ambiental es global, está en todas partes”, pero sostiene que programas para salvar especies como el lince ibérico han permitido la proliferación de la especie, lo que ha permitido que actualmente haya otros sonidos, pero redunda en la situación de otras como el urogallo, “al borde de la desaparición”.

Hay un empobrecimiento del paisaje sonoro, sin embargo, aún hay bosques donde aullan los lobos, maullan los linces…, añade.

Describir la naturaleza a través del sonido

Explica que no hay sitios mejores ni peores ni un momentos mejores ni peores para grabar sonidos, hay “sitios estupendos” para grabar el silencio blanco después de una nevada en invierno, “que también suena”, porque todos los sitios “tienen su propia acústica, y su propia banda sonora”.

“Procuro captar esa banda sonora, sea rica o pobre de cada zona, se trata de describir cómo es la realidad a través del sonido”, asegura el también escritor de guías de viaje,
guionista de documentales, conferenciante y autor de un blog sobre la naturaleza y sus sonidos.

Lamenta que aparte del empobrecimiento sonoro hay un incremento tremendo del ruido de tráfico de aviones, de máquinas en el campo, de forma, que cada vez es “más difícil” encontrar un paisaje sonoro limpio de ruidos, cada vez hay que irse más lejos.

De Hita, quien entre sus archivos cuenta con grabaciones también del sonido de la naturaleza de otros continentes,  recibió en 2016 el XI premio de la Fundación BBVA a la difusión del Conocimiento y Sensibilización de la Biodiversidad en España.

Participó en la grabación de películas como Cantábrico y Guadalquivir. EFEverde

Te puede interesar:

Carlos de Hita: “El concierto sonoro de la naturaleza ahora es mucho más pobre”




Secciones: