FENÓMENOS METEOROLÓGICOS

El cambio climático traerá más lluvias torrenciales

El cambio climático traerá más lluvias torrenciales Calle inundada por las lluvias torrenciales en Gerona / EFE / Robin Townsend

Los efectos del cambio climático podrían intensificar fenómenos meteorológicos ya de por sí extremos como las lluvias torrenciales y las olas de calor en zonas especialmente sensibles a este tipo de situaciones climáticas como la cuenca del Mediterráneo.

Así lo ha explicado hoy el jefe de Climatología de la Agencia Estatal de Meteorología en la Comunitat Valenciana, José Ángel Núñez, y el ex delegado territorial de Aemet en Baleares, Agustí Jansà, antes de participar en las Jornadas sobre Fenómenos Meteorológicos Extremos en el Mediterráneo en el rectorado de la Universitat de València.

En declaraciones previas, el director del Laboratorio de Climatología de la Universidad de Alicante, Jorge Olcina, también ha advertido de que uno de los principales problemas de España, y especialmente del área mediterránea, con las inundaciones es que se siguen instalando espacios urbanizados en zonas inundables.

Núñez ha recordado que en la zona mediterránea ha habido un verano con “bastante actividad tormentosa” y un otoño “con precipitaciones torrenciales, algunas catastróficas como en Palma”, aunque ha incidido en que “no son fenómenos nuevos”.

Lo que se discute es si realmente está cambiando la frecuencia con la que se presentan estos fenómenos meteorológicos, la tipología y la intensidad y si ello es consecuencia del cambio climático”, ha indicado.

Fenómenos meteorológicos más intensos

A su juicio, el “calentamiento indudable” que se registra en la cuenca mediterránea da lugar a “una mayor disponibilidad energética y eso modifica los patrones en los que se presentan estos episodios”.

Ello supone que cuando se dan las condiciones meteorológicas apropiadas, como las de este verano, “los fenómenos meteorológicos puedan ser potencialmente más intensos de lo que lo eran hasta ahora”.

“Las precipitaciones más intensas que se registran en Europa se dan en la cuenca mediterránea”, con los dos valores más altos de lluvias en 24 horas en Oliva (Valencia) y el sureste de Francia.

Más lluvias torrenciales

Ha detallado que zonas donde los fenómenos meteorológicos son “ya de por sí extremos”, con lluvias torrenciales y olas de calor, “son especialmente sensibles a los efectos del cambio climático” que puede derivar en aumento de temperaturas e intensificación de los fenómenos.

Ya se están produciendo de forma más intensa de lo que se producían antes, sobre todo olas de calor y episodios de lluvias intensas”, ha agregado para advertir de que “a lo largo de este siglo, estos episodios se van a ir intensificando”

Según Jansà, los razonamiento científicos y meteorológicos “apuntan a que la intensidad de algunos fenómenos meteorológicos como lluvias fuertes o temporales pueden aumentar por el cambio climático”.

Más calor, más energía

Ese cambio climático, ha dicho, implica una atmósfera más caliente y ello hace que pueda “contener más agua, ser más energética y por tanto, algunos fenómenos pueden ser más violentos que antes”.

No obstante, ha advertido de que todo no se puede achacar al cambio climático porque pueden influir otros factores, aunque ha afirmado que “alguno de los episodios pueden ser muy violentos por razón del cambio climático”.

Construcciones ilícitas

Para Olcina, existen los mejores sistemas de gestión de emergencias pero “falla la parte territorial” porque “no se están cumpliendo las normativas de suelo y se sigue asistiendo a la instalación de espacios urbanizados en zonas de inundación”.

Ese es el principal problema de España respecto a las inundaciones y básicamente del Mediterráneo”, ha asegurado para añadir que, aunque ya “hay mucho construido en zonas indebidas”, se podría revertir la situación si se cumplen “rigurosamente” las leyes.

En la inauguración de las jornadas han participado la rectora de la UV, Mavi Mestre; el director de la Agencia Valenciana de Seguridad y Respuesta a Emergencias, José María Ángel, y el secretario de Estado de Medio Ambiente, Hugo Morán.

Este último ha sostenido que “política, sociedad y ciencia deben ir de la mano” para afrontar el cambio climático, a su juicio, “el “mayor reto al que haya hecho frente nunca la humanidad”.

“Hay que añadir la seguridad ambiental a la acción política en su conjunto” y “hacer un esfuerzo” para “dotar de más medios y capacidad de respuesta” a herramientas que sirven para trasladar certidumbre a la ciudadanía, como Aemet, según Morán. EFEverde




Secciones:                
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com