BIODIVERSIDAD EUROPA

El aumento de temperaturas desplaza al norte de Europa a la flora y la fauna

aumento temperaturas flora y fauna El aumento de temperaturas desplaza al norte de Europa a la flora y la fauna. EFE/EPA/RONALD WITTEK

En el norte y centro de Europa se está observando un aumento en biodiversidad porque la subida de las temperaturas hace que especies de fauna y flora tradicionales del sur de Europa se desplacen hacia allí, al ser reemplazadas en el sur por otras nuevas que se adaptan mejor a las condiciones más cálidas.

Esta es una de las conclusiones de un estudio europeo, con participación de investigadores del Centro de Estudios Avanzados de Blanes (CEAB) y del Instituto Pirenaico de Ecología, ambos del CSIC, que demuestra que las tendencias en la biodiversidad local en Europa están cambiando de forma rápida y con sustanciales diferencias entre regiones y entre ecosistemas.

El trabajo ha comprobado que en el norte y centro de Europa hay un aumento en biodiversidad, lo que se explicaría porque con el aumento de las temperaturas están llegando especies del sur de Europa, donde, a su vez, aparecen nuevas especies que se adaptan al mayor calor.

Desplazamiento de especies

El científico del CSIC en el CEAB Daniel Oro, coautor de la investigación, ha confirmado ese desplazamiento de especies y ha señalado que, además, los efectos del cambio global, como la pérdida de hábitats, están beneficiando a muchas especies que se han adaptado a las nuevas circunstancias.

Los ecosistemas están mostrando una resiliencia inesperada”, ha subrayado.

En las áreas mediterráneas, según Oro, hay un aumento de temperatura, pero no en la pluviometría, un factor que también es importante para la estabilidad de especies y comunidades.

arbusto piorno flores

En el estudio han participado 70 investigadores de centros europeos. EFE/J.L. Cereijido.

Por otro lado, el trabajo apunta que el Sáhara es una barrera física importante entre los países más cálidos del sur y el Mediterráneo, lo que podría estar frenando la llegada de especies de lugares donde hace mucho más calor.

El estudio, en el que han participado 70 investigadores de centros europeos, ha analizado 161 series temporales de datos de 115 lugares en 21 países europeos.

Las series tienen datos que se remontan a entre 15 y 91 años atrás, aunque la mayoría comenzaron no antes de la década de 1980, cuando ya se había hecho evidente una pérdida significativa de especies.

Las series incluyen datos de ecosistemas marinos, de agua dulce y terrestres, con unas 6.200 especies de nueve regiones biogeográficas, incluyendo insectos, pájaros, plantas, peces, invertebrados de agua dulce y mamíferos.

El trabajo ha comprobado también que mientras disminuye la diversidad de las algas que viven en los fondos acuáticos, hay una tendencia al alza de aves e invertebrados acuáticos, lo que indica, según los investigadores, que las tendencias no siempre son las mismas en especies o ecosistemas enteros. EFEverde

Te puede interesar:

E.M.Mrema, nombrada Secretaria Ejecutiva de Biodiversidad de la ONU




Secciones:            
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com