AVISPA ASIÁTICA

Apicultores capturan unas 29.250 reinas de avispón asiático en Cantabria

Apicultores capturan unas 29.250 reinas de avispón asiático en Cantabria Foto de archivo de un ejemplar de avispón asiático. EFE/ Pedro Puente Hoyos

Los apicultores cántabros han capturado esta primavera unas 29.250 reinas de avispón asiático (Vespa velutina) y avisan de la "magnitud de la invasión", aunque muestran su esperanza "de poder controlarla y minimizar sus daños".

Según destaca esta federación en un comunicado, en colaboración con ayuntamientos, los apicultores han colocado por toda la región más de 3.700 trampas y estiman superar a final de este mes de junio las 30.000 reinas capturadas.

La Federación de Apicultores señala que si se compara este número con las 4.500 capturadas el año pasado se puede ver la “magnitud” de la invasión de esta especie en Cantabria y el “esfuerzo” de los apicultores, que esperan se les conceda una ayuda el año que viene para el trampeo.

Además, denuncia la “poca profesionalidad” de algunas de las empresas contratadas por los ayuntamientos para realizar esta labor, “al poner pocas trampas, con precios muy altos, mal colocadas y sin la debida renovación del atrayente, lo cual ha restado eficacia”, aunque precisa que “la mayoría han trabajado bien”.

“Estos espectaculares números significan que se han evitado la construcción de miles de nidos para este verano y en consecuencia, millones de avispas provocando un gran impacto medioambiental debido a su gran voracidad de abejas e insectos, graves perjuicios económicos en el sector apícola y frutícola y problemas de seguridad ciudadana, por picaduras y procesos alérgicos, al preferir localizar sus nidos en zonas urbanas y periurbanas”, resume la Federación.

Capturadas unas 29.250 reinas de avispón asiático

Añade que los apicultores están “expectantes” ante la evolución de esta especie en lo que queda de año, para ver si se ha conseguido frenar su expansión, aunque consideran que “Cantabria está ya colonizada en casi su totalidad”.

Y señalan que el objetivo es minimizar los “cuantiosos daños” que provocan con el debilitamiento y muerte de muchas colmenas y una menor producción de miel al sector apícola.

De todos modos, la Federación concluye que los apicultores “se preparan para defender sus colmenas mediante soluciones prácticas como son el trampeo de verano y la retirada de nidos para reducir la presión, el traslado de colmenas a zonas menos afectadas, juntarlas en un colmenar, arpas eléctricas”, entre otros medios. EFEverde




Secciones:            
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com