BIENESTAR ANIMAL

Animalistas piden normativa específica de bienestar para granjas de conejos

Ejemplar de conejo. Ejemplar de conejo. EFE/Beldad

La entidad animalista AnimaNaturalis ha exigido hoy una normativa específica de bienestar animal para las granjas de conejos, que, pese a ser la tercera especie más producida para carne en Europa, no cuenta con una legislación propia que garantice una producción ética.

La entidad ha recordado que más de la mitad de las granjas de conejos en la UE se encuentran en España, con cerca de 3.833 explotaciones cunícolas, la gran mayoría en Cataluña, y todas ellas se rigen por la legislación general de la Unión Europea sobre bienestar animal, que únicamente define algunos aspectos básicos como la disponibilidad de agua, comida y prevención de enfermedades.

AnimaNaturalis ha hecho pública hoy una investigación que hizo entre diciembre de 2021 y febrero de 2022 en la que constató algunas prácticas de ganadería intensiva con conejos en granjas en las que viven «amontonados en jaulas con suelo de alambre, sin ningún tipo de enriquecimiento y en un espacio inferior al tamaño de un folio por animal».

«En estas jaulas no pueden desarrollar comportamientos naturales como serían correr, saltar o roer», ha explicado la directora de AnimaNaturalis en España, Aïda Gascón, que ha denunciado que «los mismos tipos de jaulas se utilizan para conejos de engorde, hembras preñadas y sus crías».

En la investigación detallan que las madres reproductoras son inseminadas artificialmente y embarazadas 8,5 veces en un mismo año.

Luego son enviadas al matadero, aunque su esperanza de vida podría llegar hasta los 12 años, y las crías son destetadas a los 32 días, y enviadas al matadero un mes después, aunque, según la entidad, el 9,45 % muere durante la lactancia y un 10,35 % en la fase de engorde.

La investigación concluye que más de la mitad de las granjas de conejos en la UE se encuentran en España, con cerca de 3.833 explotaciones cunícolas, según el Registro de Explotaciones Ganaderas (REGA) y que Cataluña es la comunidad autónoma que más explotaciones tiene registradas de todo el país.

Según AnimaNaturalis, en España, 38.548.000 conejos fueron al matadero en 2021.

El consumo per cápita de carne de conejo en España es del orden de 0,95 kilos por persona y año, una cifra baja si se compara con la del consumo de otras carnes como el porcino o las aves.

Según datos de la UE, el país con mayor consumo de carne de conejo en 2019 fue España con 51.000 toneladas, seguido por Italia con 45.000 toneladas y República Checa con 40.000; estos tres países concentran el 57 % del consumo comunitario total.

Otros países con un consumo significativo son Francia, Alemania, Bulgaria y Eslovaquia, con un total del 36 % del consumo total de la UE.

Desde el punto de vista del consumo per cápita, en cambio, la República Checa se sitúa en el escalón más alto del podio con 3,72 kilos, con un consumo más del triple respecto al segundo país, España, con 1,09 kilos; seguido de Eslovaquia, con 0,82 kilos, e Italia, con 0,75 kilos cada uno.

Según AnimaNaturalis, existe una progresiva desafección en el consumo de carne de conejo en España y en el resto de Europa, en parte por su elevado precio y también porque cada vez se tiende más a considerar al conejo como un animal de compañía.

En Italia, por ejemplo, se presentó en 2015 un proyecto de ley en el Senado para prohibir su uso como alimento, aunque no llegó a prosperar. EFEverde

 




Secciones:            
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com