Gestión del combustible y el desmantelamiento Almaraz durarán 13 años

NUCLEAR ALMARAZ

La gestión del combustible y el desmantelamiento de Almaraz durarán 13 años

La gestión del combustible y el desmantelamiento de Almaraz durarán 13 años Fotografía de archivo de la central nuclear de Almaraz. EFE/Marta Martínez

Los trabajos de gestión del combustible y de desmantelamiento de la central nuclear de Almaraz (Cáceres), compuesta por dos unidades, supondrán trece años de trabajo, según el responsable de la Empresa Nacional de Residuos Radiactivos (Enresa), Manuel Ondaro del Pino.

Ondaro del Pino, director de los trabajos de desmantelamiento de la central de Zorita (Guadalajara), ha participado este martes en Mérida en un desayuno organizado por el Punto de Encuentro de la Sociedad Civil de Extremadura para abordar el futuro desmontaje de la planta cacereña.

La parada de la unidades I y II de Almaraz está prevista para los años 2027 y 2028, respectivamente, según acordaron las empresas propietarias en marzo de este año, Iberdrola, Endesa y Naturgy, tras meses de disputas.

En declaraciones a los medios, Ondaro del Pino ha indicado que tras las experiencias de desmantelamiento de Valdellós 1 (Tarragona), Zorita y Garoña (Burgos), una vez que ésta se inicie, Almaraz supondrá un “reto”, ya que será el primer emplazamiento con dos reactores.

Ondaro del Pinto ha manifestado que según lo establecido en el borrador del VII Plan de Gestión de Residuos Radioactivos, tres años antes de concluir la explotación se iniciará el estudio de la estrategia a seguir.

Una vez que pare la central, otros tres años se dedicarán a la gestión del combustible gastado, a la descontaminación del circuito primario y de grandes componentes, y posteriormente al acondicionamiento de los residuos de operaciones.

Tras estos trabajos, comienza el desmantelamiento como tal, que se prolongará durante diez años: una etapa de caracterización, otra de desmontajes radiológicos, la verificación final del emplazamiento y la devolución final de los terrenos a los propietarios, ha detallado.

A su juicio, es “aventurado” hablar de costes y de los empleos que generarán los trabajos, ya que antes hay que acabarlos en Zorita e iniciar los de Garoña.

Ondaro del Pino ha considerado que esta jornada es el “embrión” para conocer cómo son los trabajos y las expectativas que se crean con el desmantelamiento, y ha dicho que hay tiempo suficiente para que Extremadura se vaya preparando.

El coordinador del Punto de Encuentro de la Sociedad Civil de Extremadura, Cecilio Benegas, ha explicado que el objetivo de este encuentro con expertos de primer nivel es ver las oportunidades empresariales que creará el desmontaje de Almaraz; no obstante espera que cierre “más tarde que pronto” porque es una central “segura”. EFEverde




Secciones:                
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com