METEOROLOGÍA AVIACIÓN

Aeropuertos paralizados por nevadas y aviones expulsados de las pistas, la otra cara de los temporales

  • Las maniobras más importantes y a la vez más peligrosas son el despegue y aterrizaje ya que durante esos momentos cualquier ráfaga de viento puede sacar la aeronave de la pista.

Aeropuertos paralizados por nevadas y aviones expulsados de las pistas, la otra cara de los temporales Un Airbus 320 de Iberia, cubierto de nieve mientras permanece aparcado frente a la T-2 del aeropuert

EFEverde.-Los efectos de los temporales durante el invierno no sólo causan graves incidentes en las ciudades o en los litorales: en España, un país de meteorología compleja, la nieve puede paralizar un aeropuerto y el fuerte viento expulsar a un avión de la pista de aterrizaje.

España es complicada para la aviación por su geografía tan variada lo que genera distintos tipos de vientos y zonas peligrosas, sobre todo, en aeropuertos muy dependientes de su orografía, ha explicado Darío Cano, meteorólogo de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet)en el aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas. 

Las maniobras más importantes y a la vez más peligrosas son el despegue y aterrizaje ya que durante esos momentos cualquier ráfaga de viento puede sacar la aeronave de la pista y comprometer el manejo del avión y la seguridad de los pasajeros, ha señalado Cano.

En principio la meteorología “no provoca incidencias por ella misma”, pero en algunos casos puede ser un factor que contribuya al accidente, aunque siempre es importante contar con la experiencia de un buen piloto.

Aeropuertos españoles más “difíciles” :

 De los 46 aeropuertos y 2 helipuertos españoles gestionados por Aena, el de Tenerife-sur (Islas Canarias), A Coruña y Vigo (Galicia) y el de Loiou (Bilbao) son los más difíciles para aterrizar o despegar, especialmente este último, cuando la maniobra de aterrizaje en un día con viento cruzado del sur, puede suponer una mala experiencia.

Respecto a los distintos fenómenos meteorológicos que pueden afectar a un vuelo, la nieve es uno de los fenómenos que más “paraliza” un aeropuerto y el que más perdidas económicas conlleva.

 

Una nevada intensa puede dejar pasajeros y mercancía perecedera en tierra y movilizar a decenas de máquinas quitanieves y operarios, cuando la solución, a su juicio, podría ser el cierre del aeropuerto durante unas horas o días, con el consiguiente ahorro monetario.

 El meteorólogo ha explicado que en Europa, las fuertes nevadas de hace tres años, cerraron durante horas el aeropuerto londinense de Heathrow, algo impensable en Barajas donde se resaltan más otras consideraciones de tipo económico y de prestigio del propio aeropuerto.

Niebla, lluvia, tormentas :

Otros fenómenos como la niebla y la lluvia, por si solas, no provocan grandes complicaciones en las maniobras, salvo alguna reducción en la visibilidad, en contraposición a las tormentas: un fenómeno atmosférico complicado e imprevisible que la mayoría de los pilotos prefiere evitar.

Las fuertes tormentas son “peligrosas” ya que pueden provocar cambios repentinos en la dirección y en la fuerza del viento, especialmente en el despegue y aterrizaje, causando numerosas incidencias además de ralentizar el tráfico del aeropuerto.

Respecto a las turbulencias, un movimiento del aire turbulento y no organizado, afectan a la sustentabilidad del avión y originan  situaciones incomodada pero difícilmente, aunque sean intensas, pueden hacer caer un avión como consecuencias de ellas.

Cano ha recordado el momento más crítico desde que ejerce como meteorólogo en Barajas cuando una tarde muy calurosa y polvorienta de agosto de 2013 y con sólo un 5 por ciento de humedad, el dato de la presión atmosférica (refleja la altura del avión respecto de la superficie terrestre) no funcionó.

Los algoritmos automáticos que controlan la presión van en función de la humedad y ese día, debido a la extrema sequedad del ambiente, no desempeñaron correctamente su trabajo.“Fue un momento tremendo, el avión no podía saber a que altura se encontraba”, ha detallado.

Aviation Safety Network:

A nivel nacional e internacional es complicado conocer las incidencias en la aviación provocadas por fenómenos meteorológicas pero la Aviation Safety Network, un servicio de la Fundación Flight Safety, organización internacional, independiente y sin ánimo de lucro con sede en Estados Unidos, señala en su página web incidencias en los aviones desde los años 40.

 Desde mediados del último siglo, se han producido en todo el mundo siete incidentes por lluvias intensas, mientras que a partir de la década de los 40 se han computado 22 incidentes con rayos; 24 por truenos; 85 por turbulencias (vientos cruzados), 187 por hielo y 115 por baja visibilidad.

Aemet Madrid-Barajas:

La oficina meteorológica de la Aemet en Madrid-Barajas cuenta con un equipamiento de aplicaciones de software específicas para integrar las necesidades de información meteorológica a usuarios aeronáuticos gestionado por 12 observadores, de los cuales 2 permanecen las 24 horas.

Cano ha resaltado que en España toda la instrumentación meteorológica que existe en los aeropuertos está duplicada, algo que actualmente no resulta muy común en Europa.

Para controlar los fenómenos meteorológicos, en los extremos de cada cabecera de pista aeroportuaria hay instalada una estación meteorológica que  mide el viento y la visibilidad y en el punto medio hay otra medida de visibilidad.

También existen aparatos para medir la presión atmosférica, las temperaturas, la humedad, las nubes y un perfilador de vientos y temperaturas.

Además, los aviones reciben cada media hora información sobre viento, temperaturas, humedad, presión y un pequeño pronostico sobre la visibilidad reinante y cuando las condiciones son complicadas y cambian significativamente se elaboran notificaciones especiales. EFE




Secciones:        
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies